• Ley 22/2015, de 20 de julio, de Auditoría de Cuentas. (BOE 21.7.15Este enlace se abrirá en una ventana nueva; vigencia 17.6.16, con varias excepciones)

Como se dice en el artículo 1.4 y en la disposición adicional segunda, esta Ley no es aplicable a las auditorías de cuentas (entendiendo como tales las actividades de revisión y verificación de cuentas anuales, estados financieros u otros documentos contables, y los informes correspondientes) que se realicen por órganos de control de las Administraciones Públicas (sector público estatal, autonómico o local) en el ejercicio de sus competencias, auditorías que se regirán por su legislación específica.Los informes que pudieran emitir los auditores de cuentas o las sociedades de auditoría sobre entidades públicas, no podrán identificarse como de auditoría de cuentas, ni su redacción o presentación podrán generar confusión respecto a su naturaleza como trabajo de auditoría de cuentas.Sí estarán sujetos a la normativa reguladora de la actividad de auditoría de cuentas los trabajos de auditoría relativos a entidades del sector público estatal, autonómico o local que estén legalmente obligadas a someter sus cuentas anuales a la auditoría prevista en el artículo 1 de la Ley. En particular lo estarán los referidos a las sociedades mercantiles.