Belezos 41 (200)Fecha publicación: Octubre de 2019

ISSN: 1886-4333

Periodicidad: CUATRIMESTRAL

P.V.P.: 4 €

Suscripción anual España (3 números): 10 €

La situación política actual marca, sin duda, el acontecer diario de los ciudadanos de cualquier lugar, ya que de las decisiones que se toman en este ámbito dependen las expectativas y las vidas de las personas. De hecho, de la política depende casi todo, y es a través de la misma que se pueden producir las transformaciones profundas que permiten a la sociedad avanzar, cambiar, modernizarse y ser cada día más democrática. Pero la política (y nuestros políticos con ella) no es perfecta. Ya dijo Eisenhower que la política debería ser la profesión a tiempo parcial de todo ciudadano, refiriéndose a lo difícil que resulta, indudablemente, hacer buena política. Sin embargo, la historia de la política resulta fascinante, y más en el convulso tiempo en el que vivimos, trazado de desafíos cruciales que, indudablemente, determinarán el devenir del planeta y, por supuesto, también de La Rioja, en los próximos siglos.

Por todo ello, por estar en un momento político con mayúsculas, tan crítico para nuestro porvenir, es que Belezos, siempre de actualidad, ha traído a su portada un artículo sobre el origen de las ‘liberalas’ riojanas, punto de partida de la participación política femenina en nuestra historia regional. No resulta casual que coincida, además, con la llegada al gobierno riojano, por primera vez en su historia, de una mujer, Concha Andreu. Y es que la presencia de las mujeres en cualquier esfera vital es cada día una realidad que se afianza y, de la que alguna manera, Belezos también quiere formar parte. Pasado y presente conectan a través de nuestra historia regional.

Pero, además, este número Belezos, que inaugura un nuevo curso, trae una multitud de aportaciones que no dejarán al lector indiferente: la historia del millonario de Calahorra Ángel Oliván, la semblanza de dos personalidades singulares como Teo y Batista, el análisis de la situación actual en la que se encuentra el puente de Mantible y las ejecutorias digitalizadas sobre los hidalgos del valle del Cidacos; los juegos tradicionales de Fuenmayor, de los que no quedan testimonios escritos o materiales y que bucean en la historia oral de nuestros paisanos o las peculiaridades de un pequeño comercio logroñés que se ha convertido en un importante latido de la ciudad, son solamente algunas de las historias por descubrir.

Adentrémonos, pues, en estas páginas, que nos descubrirán una vez más la singularidad y riqueza de nuestra historia regional.