La Formación Profesional para el Empleo va dirigida a TRABAJADORES, tanto ocupados como desempleados, que deseen calificarse o recualificarse, para así mejorar sus oportunidades de acceso o permanencia en el mercado laboral.