17 de abril de 2015

El Gobierno de La Rioja ha aprobado hoy destinar 202.367 euros a la contratación para este año de un servicio que permita reforzar las intervenciones de urgencia en los desprendimientos registrados en la red de carreteras regionales en 2015 y 2016.

En concreto, este dispositivo, que constará de un equipo de maquinaria y otro de señalización, con su correspondiente personal técnico, pretende agilizar y operar con mayor eficacia en las situaciones en las que se detecta un peligro para la seguridad vial por la presencia de grandes cantidades de tierra y piedras u otros obstáculos en las infraestructuras viarias.

Este operativo, que saldrá a licitación en el Boletín Oficial de La Rioja en los próximos días, complementará el trabajo que desempeña el personal propio de la Consejería de Obras Públicas con el apoyo de empresas externas para garantizar unas adecuadas condiciones de circulación en las carreteras regionales, que se extienden a lo largo de cerca de 1.500 kilómetros.

El Gobierno de La Rioja activa cada año el plan de vialidad invernal para combatir los efectos adversos del mal tiempo en la red de carreteras. Este operativo, que consta de un centenar de personas y más de 40 vehículos, ha incrementado en los últimos años las intervenciones por desprendimientos de tierra y piedras propiciados por el hielo y la lluvia. De hecho, los desprendimientos son la principal causa por la que este operativo ha tenido que intervenir en las últimas dos campañas incluso a finales del mes de abril, una fecha un tanto inusual en estos casos.