12 de septiembre de 2014

La Consejería de Obras Públicas, Política Local y Territorial ha informado hoy de la adjudicación a la empresa riojana Ismael Andrés S.A. de las obras de refuerzo de firme de la carretera LR-484, en el tramo entre Munilla y Zarzosa, y la carretera LR-431 en el único acceso a Camprovín, por un importe total de 662.893 euros. Esta cantidad supone un ahorro de 282.298 euros con respecto al presupuesto de licitación inicial.

El Boletín Oficial de La Rioja publica hoy las adjudicaciones de estas obras, que permitirán mejorar el estado de la calzada y, en definitiva, las condiciones de seguridad vial de estas carreteras riojanas. Estas actuaciones se enmarcan dentro de la política de mantenimiento de las carreteras de la comunidad de la Dirección General de Obras Públicas y Transportes, con presupuesto de 2,4 millones de euros para mejorar el firme en siete tramos de la red de carreteras autonómicas, que se extiende a lo largo de más de 1.400 kilómetros.

En el caso del tramo de la LR-484 entre Munilla y Zarzosa, se trata de mejorar el mal estado de conservación de la calzada, para lo que está previsto llevar a cabo las siguientes actuaciones:

  • Perfilado y reapertura de cunetas y limpieza de 15 caños.
  • Limpieza y acondicionamiento de arcenes y bermas.
  • Saneo y perfilado de taludes en seis puntos de la carretera de 80 metros.
  • Saneo del firme deteriorado en una superficie calculada de unos 2.860 metros cuadrados y con una profundidad media de 80 centímetros, que será rellenada con capa de bolos de 50 cm. y de zahorra artificial (30 cm.)
  • Regularización del firme y posterior triple tratamiento superficial compuesto por emulsión catiónica de grava silícea, áridos oolíticos y riego de humeo.
  • Pintado de las señales horizontales y reposición de 85 señales de tráfico.
  • Instalación de 375 metros de nueva barrera metálica de seguridad y recrecido de otros 330 metros.

Por su parte, las obras del refuerzo del firme de la carretera LR-431 en el acceso a Camprovín, que se trata del único acceso a este municipio riojano y conecta a la localidad con la LR-113 a lo largo de unos 4,3 kilómetros, pretenden poner fin al deterioro de la capa de rodadura de esta vía y mejorar la seguridad vial de esta calzada. Para ello, además la renovación de la señalización y el balizamiento de la vía, las actuaciones a llevar a cabo consisten, en síntesis, en lo siguiente:

  • Saneo en profundidad de las zonas con el firme más deteriorado, especialmente aquellas que han presentado hundimiento, para su relleno y compactación con zahorras artificiales.
  • Mejora del firme de la carretera mediante la extensión de una capa de grava-emulsión de 8 centímetros y posterior doble riego superficial con gravillas ofititas y emulsión terminada en humeo.
  • Limpieza de arcenes, cunetas y obras de fábrica existentes en la calzada.
  • Renovación completa de la señalización horizontal y vertical de la carretera.