20 de enero de 2012

El Gobierno de La Rioja ha aprobado el gasto relativo a la facturación de recetas médicas dispensadas en oficinas de farmacia de la comunidad este año y que ascenderá a 74 millones de euros. Se trata de una estimación que podrá sufrir variaciones a lo largo del ejercicio en función de las necesidades, pero que contempla una previsión de ahorro respecto al año anterior del 10,7% y del 17,5% respecto a 2010, cuando se pusieron en marcha las primeras medidas de ahorro.

La Rioja cerró el año 2011 con una factura farmacéutica de 82.859.088 euros, lo que supuso una reducción del 7,65% respecto a la de 2010, cuando ascendió a 89.718.300,02. El año pasado, el gasto medio mensual fue de 6.904.924 euros, mientras en 2010 fue de 7.476.525 euros y este año ronda los 6,1 millones.

Estos datos se complementan con la evolución del número del número de recetas dispensadas y del importe promedio de cada receta. En este sentido, cabe destacar que el año pasado el número de recetas se incrementó el 2,68%, si bien el coste medio de cada receta se rebajó un 10,1%. Así, de las 6.210.334 recetas que se dispensaron en 2010, pasamos a dispensar 6.376.770 en 2011, mientras que su coste pasó de 14,45 euros a 12,99 euros.

El ahorro se ha conseguido gracias a las políticas puestas en marcha por la Consejería de Salud y Servicios Sociales en 2011 y a las que se dará continuidad a lo largo de este año. Destaca la implantación del programa informático Selene, que incluye una aplicación de ayuda a la prescripción por principio activo, y el Real Decreto Ley 9/2011, que obliga a los profesionales del SERIS a prescribir por principio activo, excepto en los casos en los que por necesidad terapéutica, el facultativo considere necesario dar al paciente un medicamento de marca.