4 de febrero de 2011

El Gobierno de La Rioja ha autorizado el gasto para la convocatoria de subvenciones de la Agencia de Desarrollo de La Rioja (ADER) dirigidas a las empresas riojanas. Esta nueva convocatoria de la ADER se enmarca en el Plan Estratégico de Subvenciones de la Agencia de Desarrollo para 2011 y que contará con un presupuesto de 45 millones de euros.

El 94% del presupuesto del Plan Estratégico de Subvenciones, 42,2 millones de euros, se destinará a ayudas directas para las empresas con el objetivo de fomentar la inversión empresarial y mejorar la situación financiera de las empresas riojanas, mientras que el 6% restante se destinará a convenios de colaboración con distintas asociaciones y entidades riojanas.

Las principales novedades previstas para este año son las nuevas ayudas financieras para autónomos y la posibilidad de concesión directa para ciertas ayudas, como las de I+D+I o emprendedores, con el objetivo de reducir los plazos entre la solicitud de la subvención y la percepción de la misma.

En 2011 la ADER abrirá dos convocatorias, la primera estará abierta desde febrero hasta abril y la segunda de julio a octubre. Sin embargo, las líneas de ayuda de I+D+i, de adquisición de activos y adquisición de suelo en polígonos industriales tendrán una convocatoria abierta hasta finales de octubre; las líneas financieras y la línea de emprendedores permanecerán abiertas hasta finales de noviembre y la línea de avales estará abierta todo el año.

La Unión Europea financia parte de estos programas con recursos del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (FEADER) y el Fondo Europeo de Pesca (FEP).

Líneas de concesión directa

Como novedad, en 2011 las líneas de ayuda de I+D+i, de emprendedores y las destinadas a la adquisición de activos por parte de pymes del sector industrial, comercio mayorista y de servicios y a la adquisición de suelo en polígonos industriales por parte de pymes del sector industrial, comercio mayorista y de servicios, serán de concesión directa y no de concurrencia competitiva, por lo que se reducirán los plazos entre la solicitud de la subvención y la percepción de la misma.

Ayudas para autónomos

También destacan las medidas dirigidas a los autónomos y micropymes. En este sentido, la ADER pondrá en marcha nuevas ayudas financieras con el objetivo de cubrir el coste del aval de operaciones de circulante o inversión hasta 60.000 euros.

Además, este colectivo contará con una nueva línea de ayuda destinada a subvencionar la realización de diagnósticos de gestión empresarial que ayuden a mejorar la productividad de los pequeños empresarios. La ADER subvencionará el 50% de la realización de este diagnóstico, con una inversión máxima de 1.000 euros.

Estas novedades se unen a la rebaja de la inversión mínima para poder acceder a las ayudas de la ADER que se realizó en 2010: este colectivo puede acceder a subvenciones a fondo perdido para inversiones en activos fijos, con una inversión mínima de 30.000 euros (frente a los 60.000 euros que se exigen con carácter general). En cuanto a las subvenciones financieras, la rebaja de la inversión mínima exigida es de 60.000 a 15.000 euros.

Además, los autónomos y microempresas de hasta cinco trabajadores pueden solicitar subvenciones para la adquisición de vehículos afectos a la actividad empresarial en el caso de la línea de comercio de la ADER y optar a las subvenciones que contempla la línea de adquisición de activos, en caso de que desarrollen actividades industriales, extractivas y/o transformadoras y de servicios; y comercio mayorista y minorista.

Ayudas directas a las empresas para aumentar su competitividad

Con el objetivo de motivar la inversión empresarial y facilitar financiación a las empresas, la ADER pondrá a disposición de las empresas 24 líneas de ayuda agrupadas en tres ejes principales: motivación empresarial (principalmente para programas competitivos), medidas financieras y fomento de nuevas inversiones.

La ADER destinará el 67% de su presupuesto para ayudas a programas competitivos, es decir, a aquellos dirigidos a mejorar la competitividad de las empresas. Aquí destacan áreas como la innovación, la internacionalización, la calidad en la gestión o las TIC.

Medidas financieras

En cuanto a las medidas de apoyo a la financiación, en 2011 la ADER intensificará las ayudas a las garantías (avales) para financiar activos productivos lo que permitirán a las empresas conseguir mejores condiciones en el tipo de interés de los préstamos. Concretamente, la ADER financiará el 100% del coste del aval (es decir, el 0,5% del coste del estudio y el 1% del coste del aval). Además, la bonificación del tipo de interés para operaciones de inversión en activos podrá alcanzar los 3 puntos.

En el caso de operaciones de hasta 60.000 euros de autónomos y micropymes de hasta cinco trabajadores se financiará no sólo el coste del aval para activos productivos sino también el coste de avales para operaciones de circulante.

Solicitud de ayudas a través de Internet

Las empresas riojanas podrán solicitar las ayudas por Internet, a través del Plan de Simplificación administrativa "Presencia Cero". Este Plan, agiliza los trámites administrativos y reduce la documentación que tienen que aportar las empresas riojanas para solicitar las ayudas ya que permite tramitar de forma integral las solicitudes de ayuda desde la empresa, a través de la web –www.ader.es-, sin necesidad de desplazamientos a la ADER.