2 de enero de 2015

El consejero de Presidencia y Justicia, Emilio del Río, ha informado hoy sobre la convocatoria de subvenciones para la financiación de los gastos de funcionamiento de los Juzgados de Paz de La Rioja en 2015. Asimismo, ha autorizado un gasto de 94.885 euros a los municipios riojanos que tengan Juzgados de Paz, a fin de ayudarles a sufragar los gastos derivados del funcionamiento de este servicio.

Para ello, se ha aprobado una Resolución que se publica hoy en el Boletín Oficial de La Rioja (BOR) que fija el gasto para la convocatoria de este año y que convoca las subvenciones correspondientes. La Orden 2/2012, de 24 de febrero, de la Consejería de Presidencia y Justicia, regula todos los aspectos relativos a la convocatoria de estas subvenciones.

Los ayuntamientos interesados disponen de un plazo de 20 días naturales a partir de mañana para solicitar la subvención y, una vez estudiadas las peticiones, se dictará la oportuna resolución.

Las subvenciones se concederán en función de la población de derecho de los municipios, de acuerdo a los siguientes tramos: entre 1 y 499 habitantes (342 euros al año); de 500 a 999 habitantes (631 euros/año); de 1.000 a 2.999 habitantes (1.183 euros/año); de 3.000 a 4.999 habitantes (1.699 euros/año); de 5.000 a 6.999 habitantes (2.100 euros/año); y más de 7.000 habitantes (2.430 euros/año).

El modelo de solicitud está disponible en la página web del Gobierno de La Rioja: www.larioja.org/justicia; en las oficinas de la Dirección General de Justicia e Interior (C/. Vara de Rey, 1, 2ª planta); y en el Servicio de Atención al Ciudadano del Gobierno de La Rioja (C/. Capitán Cortés, 1).

En La Rioja existen en la actualidad 171 Juzgados de Paz que se distribuyen en nueve agrupaciones: Alfaro, Arnedo, Cenicero, Cervera, Lardero, Murillo, Nájera, San Asensio y Santo Domingo. Al frente de cada uno de ellos se encuentra un Juez de Paz.

Su función es la de mediar en la resolución de litigios de pequeña cuantía económica o de menor relevancia legal dentro de una comunidad. Los plenos de los ayuntamientos son los encargados de elegir al Juez de Paz en su municipio que, posteriormente, es nombrado por la Sala de Gobierno del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) por un periodo de cuatro años. Pueden ser nombrados jueces de paz aquellas personas que, sin ser licenciados en Derecho, reúnan los requisitos establecidos en la Ley para el ingreso en la carrera judicial.

Entre las competencias de los Juzgados de Paz en el ámbito del Registro Civil, cabe mencionar: expedición de certificaciones de nacimiento, matrimonio o defunción; inscripción de matrimonio; inscripción en plazo del nacimiento de hijo y de defunción acaecida en dicho municipio; expedición de las certificaciones de fe de vida y estado civil; y tramitación de expediente de matrimonio y celebración de bodas.

En el orden jurisdiccional civil celebran juicios verbales, siendo competentes para el conocimiento y resolución en primera instancia de las demandas que se refieran a reclamaciones de cantidad cuyo importe no supere los 90 euros. Celebran también actos de conciliación.

En cuanto al orden jurisdiccional penal, tienen competencias en los juicios de faltas como amenazas, coacciones, deslucimiento de bienes inmuebles, maltrato de animales domésticos o perturbación leve del orden.

Asimismo, el Juzgado de Paz da cumplimiento a los exhortos penales, prestando lo que se denomina ‘auxilio judicial’, ámbito en el que se encarga, por ejemplo, de tomar declaración a perjudicados o de efectuar ratificaciones, diligencias que el Juzgado de Paz efectúa por delegación, al tiempo que lleva a cabo otras diligencias penales como un levantamiento de cadáver.