1 de agosto de 2003

El Gobierno de La Rioja ha concedido a ‘Mercadona, S.A.' la licencia comercial específica para la apertura de un centro comercial en Haro. Al mismo tiempo, ha decidido denegar una licencia similar presentada por ‘Eroski Sociedad Cooperativa', que había solicitado la instalación de un centro ‘Consum' en la misma localidad.

En ambas decisiones han sido fundamentales las conclusiones aportadas por los respectivos estudios de impacto comercial, así como los informes preceptivos y facultativos presentados por entidades administrativas, empresariales, sindicales y de defensa del consumidor en respuesta a las consultas formuladas desde el Gobierno.

La concesión de la licencia comercial para la instalación de grandes superficies es una competencia administrativa de la Comunidad Autónoma recogida en el Decreto 20/1997 de la Consejería de Hacienda y Promoción Económica con el objeto de garantizar una adecuada ordenación del comercio. A esos efectos, se consideran grandes establecimientos comerciales:

- en poblaciones con menos de 10.000 habitantes, los que tengan una superficie superior a 1.000 metros cuadrados

- en poblaciones entre 10.000 y 25.000 habitantes, los que tengan una superficie superior a 1.500 metros cuadrados

- en poblaciones con más de 25.000 habitantes, los que tengan una superficie superior a 2.500 metros cuadrados

El centro comercial que ha obtenido la preceptiva licencia comercial para su instalación se ubicará en el casco urbano de Haro, en concreto en la confluencia de las calles Donantes de Sangre, Músico Miguel de la Fuente y Magdalena. Tendrá 3.826,87 metros cuadrados de superficie construida, de la cual se destinarán a uso comercial 1.892,07 metros cuadrados. El resto de la superficie se destinará a aparcamiento (1.013,73 metros cuadrados), a servicios y a accesos.

El proyecto plantea la inversión de 3.417.081,46 euros y la creación de 20 puestos de trabajo "con contrato fijo desde el primer día"; respecto al personal, se especifica que "se prevé que sea residente en el municipio de Haro, siempre y cuando cumplan con el perfil que requiera el puesto de trabajo a desempeñar".

Los conclusiones del estudio de impacto comercial respecto al proyecto de ‘Mercadona, S.A.' destacan cuatro aspectos positivos:

- se incrementarán la competencia y las posibilidades de elección del consumidor al introducirse una nueva enseña

- se redistribuirán las cuotas de mercado entre los grandes grupos de distribución y se eliminarán posiciones de claro dominio

- el proyecto se localiza en núcleo urbano, por lo que es previsible su contribución a la dinamización de su entorno próximo y la fijación poblacional

- la cadena ‘Mercadona' presentó su solicitud de licencia comercial con anterioridad al grupo ‘Eroski'.

Los citados argumentos favorables se complementan con los informes emitidos por diversas instituciones y colectivos que han sido consultados por el Gobierno de La Rioja, bien con carácter preceptivo, como ocurre con el Tribunal de Defensa de la Competencia, o bien para fomentar la participación social de los colectivos afectados. En todos los casos, los informes emitidos han sido favorables al proyecto presentado por ‘Mercadona, S.A."

El Tribunal de Defensa de la Competencia afirma, en concreto que "no tendrá efectos negativos sobre la competencia". El Ayuntamiento de Haro considera la instalación del establecimiento "beneficiosa".

La Federación de Empresarios de La Rioja apoya el proyecto por su "filosofía de favorecer el carácter urbano del mismo" y destaca la creación de 44 plazas de aparcamiento nuevas en el casco urbano. La Cámara de Comercio e Industria también informa favorablemente por entender que "debe defenderse el comercio de ciudad frente al periférico, como elemento integrador del entramado urbano".

La Unión General de Trabajadores lo apoya y señala "la positiva política de creación de puestos de trabajo de carácter indefinido que residan en la ciudad". Por último, las Asociaciones de Amas de Casa, INFORMACU y ARCCO informan favorablemente por entender que "son beneficiados los consumidores".

La segunda solicitud de licencia comercial, que ha sido denegada, fue presentada por ‘Eroski Sociedad Cooperativa'. Planteaba una superficie construida de 3.306,13 metros cuadrados, de los cuáles 1.491,47 metros cuadrados estarían destinados a uso comercial. El proyecto emplazaba el centro en la parcela 4 del polígono industrial 1 de Haro y contemplaba una plantilla de 32 personas, de las cuáles 13 serían socios a jornada completa, 5 socios con jornada reducida y 14 contratados eventuales a media jornada. La inversión total se cifraba en 1.445.845,50 euros.

Los informes respecto al proyecto de ‘Eroski' han sido menos favorables. Así, el estudio de impacto comercial ya planteaba que "la ubicación periférica del centro comercial cuya apertura se solicita, su implantación y actividad económica perjudicará e influirá negativamente en la estructura comercial del casco urbano de la ciudad de Haro". Además, se hace referencia también a la reducción que se produciría sobre la cuota del comercio tradicional con la instalación conjunta de los dos centros solicitados.

En cuanto a los informes solicitados por el Gobierno de La Rioja, únicamente se pronunciaron a favor, con razonamientos similares a los del proyecto anterior, el Tribunal de Defensa de la Competencia y el Ayuntamiento de Haro. En cambio, se recibieron informes desfavorables de las organizaciones sociales y económicas.

La Federación de Empresarios de La Rioja manifestó que la implantación de Eroski "tiene un carácter periférico, opuesto al planteamiento que se defiende desde esta organización". La Cámara de Comercio señaló que, al existir ya cadenas de alimentación implantadas en el municipio, una de ellas Consum, la nueva instalación "podría producir una posición de dominio de dicho Grupo en la zona".

UGT, por su parte, alegó "la incidencia negativa en el tejido comercial urbano de la ciudad" y "las atípicas condiciones laborales del personal empleado en esta entidad mercantil". El informe de USO basó su dictamen desfavorable en "que en la zona existe ya un suficiente equipamiento comercial" y en la "precariedad laboral del personal empleado".

Por último, las organizaciones en defensa del consumidor, que informaron favorablemente la instalación de Mercadona, no se pronunciaron respecto al proyecto de ‘Eroski'.