15 de noviembre de 2013

El Gobierno de La Rioja ha autorizado el abono de 159.138 euros para liquidar el impuesto de bienes inmuebles de características especiales de las presas de Yalde y Leiva correspondiente a 2013.

En concreto, pagará 146.865 euros al Ayuntamiento de Castroviejo por la titularidad de la presa del Yalde, que se ubica en los terrenos de este término municipal, mientras que los Ayuntamientos de Tormantos y Leiva recibirán 4.478 euros y 7.793 euros, respectivamente, por la presa de Leiva.

Las presas de Yalde y Leiva son dos infraestructuras hidráulicas de especial importancia en la comunidad autónoma. La primera de ellas regula el caudal del río homónimo y abastece de agua a 11 municipios (Santa Coloma, Bezares, Manjares, Arenzana de Abajo, Arenzana de Arriba, Tricio, Huércanos, Ventrosa, Uruñuela y Cenicero), además de atender las necesidades de regadío de los cultivos. Cuenta con una capacidad de 3,62 hectómetros cúbicos y ocupa una superficie de 22,7 hectáreas. Entró en funcionamiento en 2006 tras una inversión de 30 millones de euros.

La presa de Leiva, emplazada en Leiva y Tormantos, regula el cauce del río Tirón. Cuenta con una capacidad de 2,5 hectómetros cúbicos y ocupa una superficie de 42,5 hectáreas. Su construcción se terminó en 1992 tras una inversión superior a 2 millones de euros.

Junto a estos dos embalses de competencia regional en la comunidad autónoma también se encuentran los de Mansilla, Pajares (Lumbreras) y González Lacasa (Ortigosa), gestionados por la Confederación Hidrográfica del Ebro.