7 de enero de 2005

El Gobierno de La Rioja, en su reunión de hoy, ha aprobado el Decreto que regula el régimen jurídico y el funcionamiento del Defensor del Usuario del Sistema Público de Salud de La Rioja, con el objetivo de garantizar los derechos de los riojanos, la calidad de los servicios sanitarios y mejorar la relación entre las instituciones sanitarias y los pacientes.

El Defensor del Usuario es el órgano encargado de la defensa de los usuarios en cualquier centro, servicio o establecimiento sanitario que forme parte del Sistema Público de Salud de La Rioja.

En concreto, atenderá todas las reclamaciones, quejas, denuncias o sugerencias que se le dirijan y deberá intermediar en los conflictos que planteen los ciudadanos como usuarios del Sistema Público de Salud de La Rioja. Los principios que han de guiar su actuación serán la neutralidad, la vocación de servicio, la búsqueda de soluciones a través del diálogo entre las partes, la confidencialidad de los datos del usuario, el respeto a la autonomía profesional y la transparencia en las actuaciones.

Además, el Defensor del Usuario velará porque los beneficiarios del Sistema Público de Salud tengan garantizada la información necesaria sobre los servicios y prestaciones que le ofrece el sistema y sobre sus derechos y deberes. También vigilará que funcionen eficazmente los mecanismos de participación de los ciudadanos.

Registro de reclamaciones

El Defensor gestionará el registro de reclamaciones y elaborará una memoria anual con el número de peticiones recibidas, tramitadas y el grado de cumplimiento de las mismas.

En el ejercicio de sus funciones, el Defensor podrá solicitar al interesado y a las Administraciones correspondientes toda la información que considere necesaria. En este sentido, el Decreto indica que todo órgano administrativo tendrá la obligación de atender los requerimientos efectuados por el Defensor en el plazo de 15 días. Cualquier resistencia o negativa que obstruya su tarea, podrá dar lugar a la exigencia de responsabilidad administrativa o laboral.

Plena autonomía e independencia

Para el desempeño de sus funciones, el Defensor del Usuario gozará de plena autonomía e independencia. Es un órgano independiente adscrito a la Consejería de Salud, cuyo nombramiento aprobará el Gobierno de La Rioja, contando previamente con el visto bueno del Consejo Riojano de Salud, máximo órgano de representación sanitaria en nuestra Comunidad, que está formado por los colegios profesionales, la Federación Riojana de Municipios, los sindicatos y las asociaciones relacionadas.

El Gobierno de La Rioja facilitará a la Oficina del Defensor del Usuario todos los medios personales, económicos, materiales y auxiliares necesarios para asegurar el desempeño de su trabajo de forma eficaz.

La Rioja es una de las Comunidades que han regulado con una norma la figura del Defensor del Usuario, junto a Madrid, Extremadura, Galicia, Asturias, Baleares y Canarias.

En el caso riojano, el Gobierno publicó el borrador del Decreto que se aprueba hoy en el Boletín Oficial de La Rioja durante 30 días, con el fin de que todos aquellos ciudadanos, instituciones, asociaciones y organizaciones pudieran aportar las alegaciones y sugerencias que consideraran oportunas.