24 de noviembre de 2006

Mañana conmemoramos el Día internacional para la eliminación de la violencia contra las mujeres, una jornada que invita a reflexionar sobre la situación de las mujeres en nuestra sociedad y sobre la actuación de las Administraciones que somos competentes en ayudar a la víctima, tanto en lo que se refiere a su situación psicológica como a sus necesidades de tipo social, económico, familiar y laboral.

Somos una inmensa mayoría de la sociedad los que tenemos unos valores de respeto, igualdad y convivencia que nos hacen rechazar cualquier expresión de violencia contra la mujer. Y que también nos hacen ser fuertes y solidarios y estar al lado de toda aquella mujer que sea una víctima. Si miramos hacia otro lado, si no condenamos, actuamos o callamos, estamos encubriendo.

Es evidente que en los últimos años la actuación de los Administraciones públicas en este ámbito ha experimentado un avance trascendental, gracias a reformas que han permitido dar una respuesta legal y social, rápida y eficaz a las denuncias presentadas por las mujeres víctimas de violencia en el ámbito familiar, con el objetivo de atajar las causas de la violencia.

Pese a que hemos conseguido un notable avance es evidente que no podemos dejar de trabajar, que tenemos que esforzarnos todavía más para conseguir que desaparezca este claro factor de desigualdad contra las mujeres. Y que es necesario acometer una importante tarea de sensibilización y concienciación, para la que el Gobierno de La Rioja solicita la colaboración de todos los riojanos y riojanas. Por ello, hoy más que nunca, con motivo de esta conmemoración anual, confirmamos y reforzamos nuestro compromiso común con la eliminación de la violencia de género.