13 de febrero de 2015

El Consejo de Gobierno ha repasado en su reunión de esta mañana el informe presentado por el consejero de Salud y Servicios Sociales, José Ignacio Nieto, sobre la situación de Atención Primaria y la actividad realizada durante el pasado año.

En total, en 2014 se contabilizaron un total de 3.643.329 consultas en Atención Primaria. De ellas, la mayor parte correspondieron a las realizadas en el horario habitual de consultas (3.323.643), mientras que el resto (319.686) se llevaron a cabo en ‘Atención Continuada’ (es decir, consultas urgentes atendidas en centros de salud y en el CARPA por médicos y enfermeras).

A esta actividad hay que añadir la realizada por otros profesionales de apoyo que conforman los centros de salud: 197.025 consultas de fisioterapeutas, 25.169 consultas de matronal y 19.109 atenciones de trabajadoras sociales.

Según consta en el informe elaborado por Salud, la actividad registrada ha contribuido a mejorar los tiempos de respuesta, de tal forma que el tiempo medio para obtener cita con el médico de familia es de 1,8 días, muy por debajo de la media nacional (3,4 días). Asimismo, se ha destacado el aumento de efectivos en los últimos cinco años, un periodo en el que La Rioja ha pasado de 215 a 225 médicos de familia.

Del mismo modo, ha quedado reflejado el avance que ha supuesto el desarrollo de las tecnologías de la información y la comunicación en el ámbito sanitario (TICs). En este sentido, cabe recordar que el pasado mes de marzo dio comienzo la integración de los electrocardiogramas realizados en los centros de salud en la Historia Clínica del Paciente, algo que ha sido posible al sustituir los equipos analógicos por digitales y que permite visualizar las pruebas de forma inmediata y compartirlas con los especialistas ‘on line’.

Además, en breve concluirá el proceso de expansión a todos los centros de salud (ya se puede hacer en Rioja Media y en Rioja Alta) de la posibilidad de solicitar electrocardiogramas, TAC, resonancias, endoscopias; además de las telemedicinas y el acceso a la historia clínica del paciente, algo que no sólo evita desplazamientos sino que aumenta la capacidad resolutiva, uno de los objetivos fundamentales de este nivel asistencial.

Del mismo modo, desde finales de enero está disponible en el programa informática Selene para los profesionales un icono de acceso a la Historia Clínica Resumida del Paciente (un documento abreviado con los datos más relevantes). Se trata del mismo informe al que pueden acceder los usuarios en la Carpeta del Ciudadano.

Igualmente, un lugar prioritario ha ocupado la puesta en marcha de la receta electrónica, a la que paulatinamente se sumaron todos los centros de salud desde el pasado mes de mayo y cuyo proceso concluyó con la incorporación del Hospital San Pedro.

El informe también alude a la puesta en marcha del servicio de realización de pruebas de preoperatorio, que como se recordará arrancó en Nájera el pasado lunes. Se trata de un nuevo servicio que ya se ofrece en Haro y que el próximo día 25 entrará en funcionamiento en el Centro de Salud de Santo Domingo de la Calzada, con lo que se evitarán alrededor de 2.500 desplazamientos anuales al Centro de Alta Resolución de Procesos Asistenciales (CARPA), en Logroño, donde se venían realizando hasta ahora. En breve se extenderá en breve a otros centros de salud de La Rioja, excepto a los de Logroño, que continuarán teniendo al CARPA como centro referente para las pruebas del preoperatorio.

La Rioja cuenta con centros de salud en Alberite, Alfaro, Arnedo, Calahorra, Camero Nuevo, Camero Viejo, Cervera del Río Alhama, Haro, Murillo de Río Leza, Nájera, Navarrete y Santo Domingo de la Calzada.

En el caso de Logroño y sus barrios, los centros de salud son los siguientes: Cascajos, Espartero, Gonzalo de Berceo, Joaquín Elizalde, Labradores, Rodríguez Paterna, Siete Infantes de Lara, La Guindalera (y consultorios en El Cortijo, La Estrella, Varea y Yagüe).

La red se completa con 169 consultorios médicos repartidos por el resto de la geografía riojana.