1 de enero de 2016

El SOS Rioja ha atendido 130 incidencias en Nochevieja. La primera noche del año ha transcurrido con normalidad, sin que haya habido que lamentar incidentes graves ni accidentes de tráfico. Desde el servicio de emergencias del Gobierno de La Rioja se subraya que ha sido una Nochevieja similar a la de otros años.

La última llamada de 2015 se registró a las once y cincuenta y cuatro minutos del 31 de diciembre, mientras que la primera llamada de este año se recibió apenas transcurridos doce minutos después de las campanadas. El motivo ha sido un incendio en un balcón al caer un cohete lanzado desde otro domicilio en la calle Chile de Logroño.

Además de este incendio se han registrado otros dos en La Rioja. Un buzón de correos ha ardido en la calle Murrieta en Logroño, mientras que en Pradejón se han quemado unos palés a causa con toda probabilidad del lanzamiento de unos cohetes.

Se han gestionado 35 incidentes relacionados con la seguridad. La mayoría de ellos han sido por peleas, agresiones e inseguridad. No obstante, en este capítulo también consta alguna relacionada con el disparo de cohetes, aunque se trata en su mayor parte de quejas de vecinos por el ruido de los lanzamientos del material pirotécnico.

Las caídas en vía pública y en domicilios particulares han ocasionado 13 partes de intervención y otros cinco tienen que ver con la inundación de una residencia y la llamada de auxilio de seis personas que se han quedado encerradas en un ascensor durante unas horas.

No consta ningún accidente de tráfico. Desde el servicio de emergencias se incide en que a las 10 de la mañana se seguían recibiendo quejas por ruidos, además de incidentes por agresiones y por motivos de salud. Este tipo de incidencias han generado 65 partes en la primera noche del año, entre los que figura alguna intoxicación por ingesta de alcohol.