1 de agosto de 2014

Acuerdos Consejo de Gobierno

El Consejo de Gobierno ha dado hoy luz verde al gasto relativo al contrato administrativo de gestión de servicio público, en la modalidad de concierto, de 20 plazas de atención residencial para personas mayores grandes dependientes en la zona de la Rioja Baja; en concreto, en Alfaro. El importe global asciende a 2.260.318,94 euros, cantidad que se plurianualizará atendiendo al siguiente desglose: 2014 (142.333,57 euros); 2015 (564.652,96 euros); 2016 (566.240,06 euros); 2017 (564.692,96 euros); y 2018 (422.359,39 euros).

En desarrollo y cumplimiento de lo previsto en la anterior Ley de Servicios Sociales y a efectos de establecer una adecuada organización territorial que garantice ese acceso en igualdad, la comunidad autónoma se ha estructurado en cuatro grandes zonas: Rioja Alta, Rioja Baja, Rioja Centro y Logroño, dado que uno de los principales objetivos del Gobierno riojano es dotar a cada una de estas zonas de un parque de plazas públicas de atención residencial que permita a los usuarios mantenerse cerca de sus familias y de su entorno social.

En este sentido y teniendo en cuenta las características de la población de la Rioja Baja, el Gobierno riojano ha estimado oportuno incrementar en esta zona el parque de plazas públicas de atención residencial para grandes dependientes, que actualmente son 40. En concreto, el Ejecutivo ha considerado los datos del Padrón de 2013, que indican que la población con más de 60 años de la Rioja Baja se sitúa en 18.144 personas y se estima que prácticamente uno de cada cuatro habitantes de esa zona es usuario potencial del servicio de atención residencial (24%). Además, 635 personas están valoradas expresamente como grandes dependientes.

También se ha tenido en cuenta la lista de espera actual, por lo que se ha previsto que, con el contrato de 20 plazas que hoy se autoriza, el nivel de ocupación sería del 40%, por lo que quedarían plazas libres a disposición de los usuarios.

A la hora de adjudicar el contrato se valorará con 60 puntos la oferta económica y con 40 puntos el proyecto de servicio (hasta 20 puntos la valoración geriátrica integral y con un tope de 20 puntos el plan de cuidados individualizados).