16 de marzo de 2010

En relación con la información difundida hoy por la Sociedad Española de Neurología en relación con la implantación y creación de unidades de ictus en España, la Consejería de Salud del Gobierno de La Rioja quiere manifestar su disconformidad con las mismas, ya que se puede sobrentender una merma en la atención a los ciudadanos riojanos que no se corresponde en absoluto con la realidad.

En todo momento, la Consejería de Salud no sólo ha seguido sino que ha apoyado abiertamente todas las indicaciones reflejadas en la Estrategia Nacional sobre Ictus (infarto cerebral) diseñada por el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, que cuenta con el respaldo de todas las sociedades científicas relacionadas con la materia y cuya implantación definitiva a nivel nacional tendrá lugar en 2011.

En ese sentido, la Consejería de Salud quiere indicar que en la actualidad el Hospital San Pedro cuenta con 29 camas en su sección de Neurología, donde son atendidos dichos pacientes y con un sistema de atención denominado Código Ictus que persigue la coordinación asistencial entre diversos niveles y servicios asistenciales del Hospital para facilitar una atención y un tratamiento específico lo más tempranos posible, dado que la rapidez en la intervención puede no sólo prevenir daños en el cerebro, sino también incrementar la probabilidad de recuperación.

El concepto de Unidad de Ictus, sobre todo en una comunidad como La Rioja, se corresponde con un planteamiento funcional de integración de servicios y no con la implantación de un servicio como tal. Actualmente en España existen 39 unidades de ictus propiamente dichas, aproximadamente una por cada millón de habitantes.

Lógicamente, estas unidades están implantadas en las ciudades y comunidades con mayor número de habitantes, puesto que en las mismas existen más posibilidades de dedicar un servicio completo a la atención de este tipo de infartos. Lógicamente, en las zonas con un menor número de habitantes la atención debe realizarse a través del servicio de referencia (en este caso, el de Neurología), siendo en todo momento la atención exactamente la misma.