12 de junio de 2015

La agencia Fitch ha ratificado la perspectiva de la deuda a largo plazo de la Comunidad Autónoma de La Rioja con una calificación de triple BBB con perspectiva estable en emisiones a largo plazo y F2 en emisiones a corto. Esta calificación "ratifica la solvencia de la comunidad dado que la triple BBB estable significa alta solvencia y la F2, seguridad muy alta y riesgo de impago muy bajo".

Según explica Fitch en un comunicado, la agencia ha revisado la calificación ante las expectativas de mejora de las cuentas de la comunidad, "fruto de un comportamiento de su economía mejor que la media española en los últimos años y sus mejores datos de empleo".

El informe señala que en el año 2014 el crecimiento del PIB en La Rioja se ha situado muy por encima de la media nacional, debido a la evolución de la industria manufacturera y a un mejor comportamiento del sector servicios; y también destaca que el PIB per cápita sea superior a la media nacional.

Además, Fitch subraya el cambio positivo que se ha registrado en el mercado laboral, donde la tasa de paro riojana ha bajado dos puntos en el último año, del 19,58 al 17,58% actual, y se sitúa en niveles inferiores a los registrados en el tercer trimestre de 2011 (17,7%). Datos con lo que La Rioja se mantiene como la tercera comunidad con menos paro del país.

Respecto a la deuda de la comunidad, que Fitch prevé que empiece a estabilizarse a partir de 2017, la agencia se refiere también a la gran capacidad de La Rioja para acceder a los mercados y al sistema financiero, incluso durante los años más adversos y habiendo sido una de las pocas CCAA que no solicitó el Fondo de Liquidez Autonómico (FLA).

Además, señala en su informe que la adhesión por parte de La Rioja al nuevo Fondo de Facilidad Financiera habilitado por el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas para las regiones cumplidoras con la estabilidad presupuestaria, deuda y periodo medio de pago a proveedores, le permitirá a la CAR ahorros acumulados en intereses durante los próximos tres años de más de 11 millones de euros.

Por otro lado, Fitch prevé en sus expectativas que los ingresos de la CAR para los dos próximos años se irán recuperando, "con crecimientos anuales del 2% y del 5% para 2015 y 2016" gracias a la mejora de la economía regional.

En cuanto a los gastos, la agencia cree que "es probable" que el Gobierno de La Rioja, tras el trabajo y el esfuerzo que el Ejecutivo riojano ha venido llevando a cabo desde el inicio de la crisis con la implantación de diferente medidas de ajuste que han reducido los gastos de funcionamiento, incremente su política de gasto entre un 4% y un 5%.

Por último, Fitch advierte también en su documento de la nueva situación política en la Comunidad Autónoma tras el 24M, que califica de "inestable" y recoge que, en base a ello, realizará un seguimiento sobre la evolución de las políticas fiscales y de gasto que se produzcan a partir de ahora.