27 de octubre de 2005

Ilmo. Sr. Alcalde de Logroño, D. Julio Revuelta,

Excmo. Sr. Consejero de Vivienda, Obras Públicas y Transportes, D. Antonino Burgos,

Decano-Presidente del Colegio Oficial de Arquitectos de La Rioja, D. Domingo García Pozuelo,

Presidente del Consejo Superior de los Colegios de Arquitectos de España, D. Carlos Hernández,

Presidente del Tribunal Superior de Justicia de La Rioja, D. Ignacio Espinosa,

Señoras y Señores:

Representa una auténtica satisfacción para La Rioja acoger estas quintas jornadas del Consejo General del Poder Judicial y del Consejo Superior de los Colegios de Arquitectos de España, por lo que, en el momento de inaugurarlas, mis primeras palabras tienen que ser necesariamente de felicitación a los organizadores y de agradecimiento a los profesionales que van a tomar parte en ellas, bien como ponentes o bien como asistentes activos a las mismas.

Quiero también dar la bienvenida a las personas que han llegado de fuera para estar presentes en este foro, a los que recibimos con nuestra tradicional hospitalidad y a los que invito a que se interesen por La Rioja, ya que de ese interés y del conocimiento de lo que son nuestras señas de identidad, nacerá, seguro, una relación de afecto hacia nuestra tierra.

Si su presencia entre nosotros ya es importante, esta importancia alcanza un realce todavía mayor por el tema que durante estos días les reúne en Logroño, en este emblemático Palacio de Congresos y Auditorio de La Rioja que es un orgullo para nosotros y que se ha afianzado como una de las principales puertas de entrada a nuestra Comunidad.

Profesionales del mundo judicial y de la arquitectura van a debatir hasta el sábado acerca de las 'Obligaciones y responsabilidades en el ámbito de la edificación', un asunto de sumo interés para el Gobierno al que represento, ya que en La Rioja no sólo nos preocupamos de facilitar el acceso a la vivienda de todos los ciudadanos a unos precios asequibles -principalmente de los colectivos con especiales dificultades-, sino que ponemos el acento, un acento especial y pleno de exigencias, en que esas viviendas sean de la mayor calidad posible y estén sujetas a las mayores garantías de seguridad.

Es un empeño que sé que ustedes comparten y en el que el Gobierno de La Rioja nunca ha desfallecido, desplegando para ello cuantas iniciativas han sido necesarias, incrementando los mecanismos de control y siendo pioneros en la puesta en marcha de instrumentos como el Libro del Edificio en La Rioja, aprobado por decreto en julio de año pasado y dando así respuesta a uno de los imperativos marcados en la Ley de Ordenación de la Edificación (LOE).

Una ley que va a ser materia de debate durante estas jornadas y que fue especialmente bien acogida por el Gobierno al que represento, ya que no sólo aporta seguridad jurídica a los diferentes agentes que intervienen en el proceso constructivo, sino que defiende a la parte, quizá, más vulnerable: el usuario. Y para nosotros, para el Gobierno riojano, es fundamental la defensa de los derechos del usuario, la defensa, en definitiva, de los derechos de los ciudadanos, los destinatarios prioritarios de nuestra acción política.

Con esta misma finalidad que les he anunciado (la de garantizar la calidad y seguridad de las viviendas), pongo en su conocimiento que el Gobierno incrementará la actividad normativa con dos nuevos decretos: uno sobre la acreditación de los laboratorios de ensayos que operan en La Rioja y otro sobre las Entidades de Control de Calidad (ECC).

Como pueden apreciar, no nos detenemos en la consecución de nuestros objetivos, objetivos que van modificándose al alza a medida que se incrementan las exigencias de los usuarios.

Por ello, por ese deseo de mejorar en nuestra política, les garantizo que el Gobierno de La Rioja, que ha prestado su apoyo a este Congreso que ahora inauguramos, estará muy atento a su desarrollo y asumirá como propias las conclusiones del mismo, convencido de que éstas nos ayudarán a mejorar.

En tal sentido, deseo el mayor de los éxitos a estas jornadas. Unas jornadas que analizarán la realidad de un sector (el de la construcción) que es fundamental para nuestras economías, que está directamente relacionado con la calidad de vida de los ciudadanos y que sirve de termómetro de nuestro bienestar.

Durante estos tres días, ustedes van a poner en común los saberes y experiencias del mundo de la jurisprudencia con el de la técnica edificativa. Y todo ello al objeto de velar por la calidad de la vivienda y los derechos de los usuarios, dos objetivos que, les vuelvo a reiterar, son auténticas prioridades para el Gobierno de La Rioja.

Tengo el convencimiento de que estas jornadas que ahora declaro inauguradas nos van a ayudar a dar un paso adelante en los objetivos que nos proponemos.

Muchas gracias.

Pedro Sanz Alonso - Presidente de la Comunidad de La Rioja