10 de mayo de 2012

AltezaSeñoras y señores

Gracias una vez más por su presencia, Señora, en este simbólico salón del monasterio de Yuso para inaugurar la que es ya la séptima edición del Seminario Internacional de Lengua y Periodismo.

Una cita que, organizada conjuntamente por la Fundación San Millán de la Cogolla y la Fundéu BBVA, convoca anualmente a periodistas y especialistas en el lenguaje para hablar, debatir y aunar conocimientos sobre temas de periodismo y del idioma español.

El español, la lengua española, el vehículo de comunicación que nos une a tantos millones de hablantes, el lazo que une entre sí también a las instituciones que nos ocupamos de su defensa, promoción y estudio: el Instituto Cervantes, la Real Academia Española, la Fundéu BBVA y la Fundación San Millán de la Cogolla.

Nos vinculan la lengua y nuestros patronatos y, sobre todo, el esfuerzo conjunto para sumar y jamás restar. Como Presidente de esta Comunidad, tan indiscutiblemente ligada a los orígenes del español, y como Presidente de la Fundación San Millán de la Cogolla, quiero de nuevo hacer público aquí hoy, en presencia de Su Alteza, nuestro más firme compromiso con esta lengua milenaria y con las instituciones que la promocionan.

Porque, como decía no hace mucho tiempo Víctor García de la Concha con motivo de su toma de posesión como director del Instituto Cervantes "avanzaremos mucho si nos organizamos mejor, si evitamos duplicidades y buscamos fusiones que produzcan sinergias". Como paso previo, claro, el diálogo, esa palabra por la que José Manuel Blecua siente -como él mismo ha confesado en más de una ocasión- una inclinación especial, porque "hay que fomentar el intercambio de ideas siempre con palabras adecuadas y correctas".

Buena prueba de ello es este seminario. Y también la colaboración de nuestro Centro Internacional de Investigación de la Lengua Española con la Real Academia Española en la elaboración del Nuevo Diccionario Histórico de la Lengua Española, un proyecto de gran envergadura, del que pronto veremos los primeros resultados. En pocos días, además, la docta casa nos abrirá sus puertas para presentar las últimas investigaciones realizadas en Cilengua sobre los orígenes de nuestra lengua.

Alcanzamos hoy, en una estrecha cooperación Fundación San Millán-Fundéu BBVA, la séptima edición del Seminario Internacional de Lengua y Periodismo, una referencia obligada ya para periodistas y lingüistas. Y lo hacemos con un tema que tiene millones de adeptos y seguidores, un campo por el que esta Comunidad que presido está haciendo una decidida apuesta, sobre todo porque es una escuela de formación en valores: el deporte; en un año además en que se cumplen veinte de la celebración de los Juegos Olímpicos en nuestro país. Precisamente, con motivo de esas Olimpiadas, este mismo Monasterio de Yuso acogió en 1992 un Seminario que, organizado por la Comunidad Autónoma de La Rioja y la Agencia Efe, llevó por título "El idioma español en el deporte". Me consta que algunos de los que lo organizaron y participaron están hoy también aquí.

Muchas cosas han pasado en estos veinte años. Por una parte, a los logros deportivos de 1992 sumamos ahora todos los conseguidos desde entonces, y que han convertido a nuestro país, gracias al extraordinario mérito y a los triunfos de nuestros deportistas, en uno de los más laureados. Por otra parte, en nuestro compromiso con la Lengua Española, La Rioja auspició la creación de la Fundación San Millán de la Cogolla y de su Centro Internacional de Investigación de la Lengua Española y la Agencia Efe, la de la Fundéu BBVA. ¿Y qué ha pasado con esta importante área idiomática? ¿Qué ha pasado y qué está pasando con el uso de la lengua española en lo deportivo? Ustedes, deportistas, periodistas y lingüistas nos lo van a decir.

Ese congreso de hace veinte años se reveló como síntoma de una conciencia crítica ante las características que mostraba el uso de la lengua española en lo deportivo y se entendió entonces, como conclusión de la mayor importancia, que sólo una cultura idiomática sólida podía ser la base de un periodismo deportivo acertado.

En repetidas ocasiones se ha hablado aquí del ejemplo lingüístico del periodista; no en vano, a este tema dedicamos una de las ediciones de estos seminarios, la que llevó por título "Los periodistas, maestros del español". Nos dijo entonces Su Alteza que "no cabe duda de que quienes leemos y escuchamos lo que los periodistas nos contáis, aprendemos porque nos fijamos, a veces incluso sin ser conscientes de ello, en cómo usáis el lenguaje. La responsabilidad por tanto está clara". Y aún decía más, que "no podemos olvidar que la información rigurosa y responsable es uno de los elementos que definen a las sociedades democráticas".

Haciéndome eco de las palabras de Su Alteza quiero terminar y quiero hacerlo también recordándoles una reflexión de Unamuno, que quizá debiera ser también la de todo periodista: "Hagamos, pues, periodismo, pero con toda el alma... Que nada como el periodismo rehace, digan lo que digan los literatos chirles, el lenguaje. Que cambia periódicamente."

Gracias a todos ustedes, ponentes y participantes en esta importante reunión, por su presencia y por el trabajo que van a desarrollar en estas dos intensas jornadas. Gracias a sus organizadores y a todas las instituciones que la amparan y gracias, Alteza, por su incondicional apoyo una vez más, un apoyo fundamental para seguir con nuestra labor y con los retos a los que hoy debemos enfrentarnos.

Muchísimas gracias.

Pedro Sanz Alonso, Presidente de la Comunidad Autónoma de La Rioja