14 de enero de 2005

Presidente y representantes de la Asociación de Jóvenes Empresarios y Emprendedores de La Rioja,

Excmas. e Ilmas. Autoridades,

Premiados,

Señoras y Señores:

Es común, por incuestionable, afirmar que los jóvenes riojanos y riojanas representan el futuro de nuestra Comunidad Autónoma.

Pero en un acto con el de hoy, esta aseveración necesita de una matización urgente para precisar que nuestros jóvenes no sólo son una promesa de futuro, sino también una realidad de presente.

Las personas que hoy han sido distinguidas con estos galardones que entrega la AJER en su segunda convocatoria, y a las que expreso mi más cordial enhorabuena y felicitación, así lo testimonian.

Todos ellos, y otros muchos más, contribuyen, día a día, desde el esfuerzo y la ilusión personal, a la meta compartida con el Gobierno de La Rioja de avanzar en el desarrollo económico, en la creación de riqueza, de empleo, de progreso y de bienestar en La Rioja.

Por ello, mi agradecimiento personal a todos ellos, un agradecimiento que hago extensivo a la AJER por la extraordinaria labor que desarrolla para aglutinar a los jóvenes empresarios, para crear sinergias entre ellos, para compartir experiencias e inquietudes, para formarles y para asesorarles en sus primeros pasos y en su trayectoria posterior.

Vuestras preocupaciones y las preocupaciones del Gobierno de La Rioja son coincidentes. Y también nuestros retos y aspiraciones.

Como sabéis, una de las líneas primordiales de mi Gobierno ha sido la de incentivar la creación de empresas, con el convencimiento de que una nueva empresa que nace significa generar riqueza y empleo, y, en definitiva, asegurar el futuro de La Rioja y sus niveles de calidad de vida y de bienestar social.

Nuestro objetivo es consolidar nuestro tejido empresarial, modernizarlo, diversificarlo, hacerlo más competitivo y adentrarlo en la senda de la internacionalización.

Y ahí los jóvenes empresarios y los emprendedores jugáis un papel absolutamente fundamental. A nadie le cabe la menor duda.

Tenemos la suerte de que el espíritu emprendedor es consustancial al carácter de los riojanos.

Pero no debemos olvidar que el riesgo y la incertidumbre son dos de los componentes que están presentes en toda nueva iniciativa.

Ello explica que las líneas de actuación que hemos puesto en marcha se dirijan, precisamente, a asegurar la viabilidad a futuro de esos proyectos empresariales innovadores.

Ha sido y es nuestro propósito acompañar a los jóvenes empresarios y emprendedores en su aventura empresarial, prestarles servicios de asesoramiento, de tutelaje y de formación, identificar para ellos sectores emergentes, y habilitar líneas de financiación específicas para que puedan materializar sus proyectos.

Un ejemplo de esta filosofía lo representa extraordinariamente bien el proyecto Fides, desarrollado dentro de la iniciativa comunitaria Equal y que ha estado liderado por el Gobierno de La Rioja. El resultado no ha podido ser más satisfactorio: más de 1.500 emprendedores han recibido asesoramiento integral en la Oficina para el Fomento de Iniciativas Emprendedoras, ubicadas en la ADER, lo que se ha traducido en la promoción de 750 proyectos empresariales relacionados con el comercio, la hostelería, los servicios turísticos y otros destinados tanto a las personas como a las empresas.

Ahora, en un salto cualitativo dentro del apoyo a los emprendedores riojanos, vamos a desarrollar, en la segunda convocatoria de la iniciativa Equal, un proyecto que va especialmente dirigido a las mujeres riojanas, con el triple objetivo de facilitar su integración laboral, de fomentar la igualdad de oportunidades y de propiciar la conciliación de la vida profesional y familiar.

Paralelamente a todo ello, y para agilizar los trámites de creación de una empresa, el Gobierno colabora muy activamente en la Ventanilla Única Empresarial y en el recién creado Punto de Asesoramiento e Inicio de la Tramitación (PAIT), que ha visto la luz con el inicio del año.

Con todas estas iniciativas no tratamos sino de potenciar la creación de empresas, de estimular a los jóvenes empresarios y a los emprendedores. Y ello porque sois fundamentales para La Rioja, para nuestro futuro.

Tan fundamentales que en el Acuerdo Social para la Productividad y el Empleo en La Rioja, que ha sido firmado esta misma mañana con los agentes sociales y económicos, en el primer apartado, en el referido al 'Desarrollo económico sostenible', se menciona expresamente como objetivo: "Impulsar y favorecer el desarrollo de nuevos proyectos empresariales (emprendedores) y apoyo a distintas iniciativas empresariales".

Como os digo, este compromiso aparece en el primer punto. Por tanto, no tengáis la menor duda de que este objetivo será una de nuestras principales prioridades.

Muchas gracias.

* Este texto puede ser variado u omitido total o parcialmente por el orador durante su intervención.

Pedro Sanz Alonso - PRESIDENTE DE LA COMUNIDAD AUTÓNOMA DE LA RIOJA