El control del sistema se realiza a través de auditorías. En ellas se comprueba que los inscritos operan de acuerdo a los requisitos generales y particulares de la marca, los datos aportados y el buen uso del logotipo. A raíz de la auditoría se dictaminará si cada inscrito actúa de manera conforme o no conforme al sistema.

Los datos aportados por las empresas harán referencia a su desempeño ambiental, económico y social. Todos los datos se tratarán de manera confidencial.

Un organismo independiente e imparcial será el encargado de validar el cumplimiento de los principios de sostenibilidad. Funciones de la entidad certificadora:

  • Emitir informe de conformidad al solicitante.
  • Emitir las no conformidades en relación al sistema.

Para mayor detalle del proceso se puede observar el Flujograma del proceso de Control [pdf, 16 Kb]