Junto a los objetivos comunes a todos los participantes del INTERREG, cada uno de los socios pretende desarrollar objetivos específicos y particularizados para su región. Para ello, se van a llevar adelante una serie de inicitivas o actuaciones a título individual, cuyos resultados también se pondrán a disposición del resto de socios del proyecto.

El objetivo particular que se ha fijado la Dirección General de Calidad Ambiental y Agua es la elaboración de un Estudio con el que medir la contribución a la mitigación del cambio climático de las Estaciones Depuradoras de Aguas Residuales (EDAR) que se han construido o está previsto construir en La Rioja. Este estudio servirá asimismo para dar respuesta a uno de los objetivos fijados en la Estrategia Regional Frente al Cambio Climático 2008-2012 de La Rioja (B.O.R. de 15 de diciembre de 2008) de acuerdo a lo establecido en nuestro Plan de Saneamiento y Depuración 2000-2010.

En La Rioja existen actualmente 158 instalaciones de tratamiento de aguas residuales, de las que 40 aplican,al menos, un tratamiento secundario. Las instalaciones de depuración se encuentran agrupadas en cuatro zonas de explotación: Rioja Alta, Media, Baja-Cidacos y Baja-Alhama, que disponen de una planta de tratamiento grande (con capacidad superior a los 30.000 habitantes) donde se centraliza la gestión de las aguas residuales de la zona y una serie de plantas pequeñas que se benefician y comparten los medios de las instalaciones de mayor entidad. Todas ellas están controladas sistemáticamente por el laboratorio del Consorcio de Aguas y Residuos, que garantiza la calidad y el cumplimiento de los parámetros del agua depurada.

Paneles solares