5 de julio de 2002

El Gobierno de La Rioja, en su reunión de hoy, ha aprobado el Decreto de organización y funcionamiento de la Dirección General de los Servicios Jurídicos, cuyo objetivo es redefinir con carácter global todos los aspectos referentes a su organización y funcionamiento. El Decreto pretende mejorar y actualizar la estructura organizativa de la Dirección General.

El Decreto se estructura en cinco capítulos, cuatro disposiciones adicionales, una disposición transitoria, una disposición derogatoria y dos finales.

El Capítulo I, "Estructura y Funciones", define con carácter general las funciones de la Dirección General, y la estructura en un Servicio Jurídico General y en unos Servicios Jurídicos en las distintas Consejerías, todos ellos con rango de servicio.

En términos generales, corresponde a la Dirección General la función de la asistencia jurídica, que consiste en el asesoramiento en Derecho, y la representación y defensa del Gobierno de La Rioja y de la Administración Pública de la Comunidad Autónoma de La Rioja en los procesos judiciales que se produzcan ante cualquier órgano jurisdicional. Asímismo, en este capítulo se determinan las funciones y facultades del Director General de los Servicios Jurídicos y del Letrado Mayor.

La norma que hoy se aprueba profundiza en la idea de centralizar la tarea contenciosa en el Servicio Jurídico General y de descentralizar la función consultiva (de asesoramiento) en los Servicios Jurídicos de cada Consejería, coordinados siempre por el Director General de los Servicios Jurídicos.

En los Capítulos II y III ("Función Consultiva" y "Función Contenciosa") se regulan las funciones consultivas y contenciosas de la Dirección General de Servicios Jurídicos..

El Decreto regula en el Capítulo IV, "Otras funciones", el resto de funciones de la Dirección General, como son las de asistencia a Mesas de Contratación, Juntas, Comisiones y demás órganos colegiados, bastanteo de documentos y legitimación de firmas.

Por último, el Capítulo V, "Letrados de la Dirección General de los Servicios Jurídicos", establece normas básicas relativas a los Letrados de la Dirección General.

Los Servicios Jurídicos se regularon por vez primera en el Decreto 2/1998, de 9 de enero, de organización y funcionamiento de la Asesoría Jurídica del Gobierno de La Rioja. Posteriormente, la modificación de la estructura organizativa del Gobierno riojano en 1999 dio lugar a la creación de la Dirección General de los Servicios Jurídicos, adscrita a la Consejería de Desarrollo Autonómico y Administraciones Públicas.