27 de noviembre de 2015

El Gobierno de La Rioja ha aprobado hoy la prórroga del contrato de las líneas rurales de transporte público de viajeros por carretera con el objetivo de garantizar los desplazamientos de los riojanos que residen en pequeños municipios y favorecer, de esta forma, la cohesión social y territorial en La Rioja.

La Consejería de Fomento y Política Territorial destinará 409.379 euros para que la empresa Automóviles del Río Alhama continúe prestando este servicio en 2016. Las líneas rurales forman parte de la red de transporte público del Gobierno regional, junto con el Metropolitano y el Interurbano, y atienden a una población de 6.000 habitantes, la mayoría mayor de 60 años, que reside en pequeños pueblos y aldeas.

Este servicio público contribuye al bienestar social y la calidad de vida del medio rural, al tiempo que favorece el asentamiento de población en estos núcleos urbanos y ofrece una alternativa a la economía y el empleo. Los microbuses de las líneas rurales (acondicionados para que los discapacitados puedan viajar con seguridad y comodidad) conectan estas pequeñas localidad con las cabeceras de comarca, donde se concentran los servicios administrativos, educativos y sanitarios.

En la actualidad son cinco las líneas rurales que emplean alrededor de 18.000 personas al año para desplazarse por las comarcas de Haro, Santo Domingo, Nájera, Arnedo y Cameros.