6 de julio de 2012

Convenios Salud

El consejero de Salud y Servicios Sociales, José Ignacio Nieto, ha firmado hoy con los presidentes de FEAFES-ARFES pro Salud Mental, Carmen García; ARPA (Asociación para el Autismo), Mª Valle Vaquero; ARPS (Asociación Riojana Pro Personas con Deficiencia Psíquica), Santiago Urizarna, y Cruz Roja, Fernando Reinares, convenios de colaboración y/o adendas para el desarrollo de actividades y programas de estas entidades. Al acto de la firma de estos acuerdos ha asistido la directora general de Atención a la Dependencia y Prestaciones Sociales, Carmen Corral.

ARPA-Autismo

En concreto, la Consejería de Salud y Servicios Sociales, tras la firma del convenio, aporta este año un total de 42.200 euros a la Asociación Riojana para el Autismo (ARPA Autismo Rioja) para el desarrollo del programa de respiro familiar.

En el programa de respiro familiar se atiende a personas diagnosticadas de autismo y afines, psicosis infantiles y/o graves problemas de comportamiento y con situación de dependencia reconocida.

ARPA gestiona el centro Leo Kanner, residencia y centro de día, propiedad del Gobierno de La Rioja, que cuenta con unas instalaciones con capacidad para atender a 20 usuarios autistas en régimen residencial y a 30 en el centro de día.

La aportación del Gobierno de La Rioja en 2011 para la residencia y centro de día ascendió a 1.073.257 euros. Y para la prestación del servicio de intervención de servicios sociales en atención temprana, que gestiona también la entidad, Salud y Servicios Sociales aportó también el pasado año 27.286 euros y en lo que va de 2012, 18.788,7 euros, habiendo sido atendidos hasta el momento 26 niños.

FEARFES-ARFES pro Salud Mental

Por su parte, el consejero de Salud y Servicios Sociales ha firmando una adenda al convenio de colaboración con la Asociación Riojana de Familiares y Personas con Enfermedad Mental (FEARFES-ARFES Pro Salud Mental) por una cuantía de 53.990,90 euros para financiar dos programas de la entidad: el de intervención social para personas con enfermedad mental, para 31 plazas, con una aportación de 43.477,50 euros y para el programa de transporte para el traslado al centro de día y al centro ocupacional, con una cuantía de 10.513,40 euros.

Salud y Servicios Sociales, que dispone de 90 plazas concertadas con ARFES, destinó el pasado año 663.774 euros para el centro ocupacional y para el centro de día. Asimismo aportó 55.989 euros para el programa de transporte.

La subvención total del Gobierno de La Rioja de 2006 a 2009 para la reforma y adecuación del centro ocupacional así como para las infraestructuras y equipamiento de las instalaciones ascendió a 1,6 millones de euros, un 80% del importe total.

ARPS (Asociación Riojana Pro Personas con Deficiencia Psíquica)

Nieto también ha firmado con el responsable de ARPS una adenda al convenio de colaboración, suscrito con la entidad en 2011, por un importe de 3.500 euros para financiar el programa de transporte (becas compensatorias por desplazamiento).

En 2011, Salud y Servicios Sociales aportó a la entidad 2,3 millones de euros por las 227 plazas concertadas en los centros de día y ocupacionales de Logroño y de Calahorra y por las 48 plazas de atención residencial así como por los programas de transporte.

Desde 2006, el Gobierno de La Rioja ha aportado 8,1 millones a la entidad para la financiación de la construcción y puesta en funcionamiento de una residencia para personas con discapacidad en Logroño y el centro de día y centro ocupacional Domingo Ochoa; se trata de 80% el importe total de ambas actuaciones.

Cruz Roja

El consejero de Salud y Servicios Sociales también ha suscrito una adenda al convenio de colaboración con Cruz Roja para la realización del programa de transporte adaptado de Cruz Roja, con una aportación de 11.000 euros por parte del Gobierno regional.

En junio de 2011 se firmó un convenio de colaboración para la financiación de un programa de transporte adaptado para personas con discapacidad que requieran, en razón de circunstancias personales, medios de transporte adaptado para el desarrollo de actividades de la vida diaria, proporcionando a los usuarios que se determinen, un desplazamiento fuera del domicilio, como apoyo necesario para el desarrollo de las mismas.