30 de septiembre de 2011

Nieto en el parlamento

La Consejería de Salud y Servicios Sociales no dará "ni un solo paso atrás" en el mantenimiento de su sistema de prestaciones sociales y sanitarias. Así lo ha manifestado el consejero, José Ignacio Nieto quien ha señalado además que la mejora en la gestión, encaminada esencialmente a contener el gasto corriente y el empleo eficaz de los recursos es la principal receta con la que contará su departamento para hacer frente a sus compromisos y objetivos de la presente legislatura.

Nieto ha realizado estas declaraciones en el transcurso de su comparecencia ante el Parlamento de La Rioja, a la que ha acudido acompañado de todo su equipo directivo y en la que ha explicado cuales van a ser las principales líneas de actuación de la Consejería durante esta legislatura.

El consejero ha aprovechado su exposición para enviar un mensaje de confianza a la sociedad en general, ya que si en su opinión, la actual situación económica de todo el país complica la viabilidad de los sistemas de servicios sociales y sanitarios, La Rioja está en condiciones de seguir garantizando su prestación en las mismas condiciones que se han venido realizando hasta ahora.

Nieto ha sido contundente al asegurar que el Gobierno de La Rioja, no va a dar un paso atrás en nuestro sistema de prestaciones sociales y sanitarias, certificando así que las profundas mejoras alcanzadas a lo largo de los últimos años, son para el Gobierno de La Rioja un objetivo irrenunciable. El consejero de Salud y Servicios Sociales considera que los ciudadanos no han sido los causantes de la crisis y por tanto tampoco deben ser los que la paguen, al menos en lo que se refiere a las prestaciones sociales y sanitarias.

En ese sentido, Nieto ha indicado que la postura de la Consejería ante el escenario económico que se presenta podía oscilar entre dos opciones: la reducción de servicios o prestaciones, o bien, optar por la austeridad, por encontrar modos y maneras que, aún llevando un esfuerzo superior para los que trabajamos en estos sistemas, permitan seguir manteniendo todas las prestaciones tal y como las conocemos.


Nieto se ha mostrado firme partidario de la segunda opción y en esa línea ha anunciado una serie de medidas orientadas esencialmente a la mejora de la gestión de los servicios y a la contención del gasto corriente.

Así, el consejero ha anunciado la puesta en marcha de un plan de austeridad propio que empieza por la reducción de altos cargos y personal directivo a los mínimos imprescindibles, provocando que varios de ellos asuman simultáneamente varias funciones y que se extiende también a todo el personal que forma parte de los servicios sanitarios y sociales.

Además, este plan de austeridad de Salud y Servicios Sociales se extenderá también a la gestión y sobre todo al control del gasto corriente. En este sentido, Nieto ha anunciado la puesta en marcha de un plan de prescripción de medicamentos por principio activo que se ha venido pilotando en Atención Primaria y la potenciación del Plan de Gestión Medioambiental y de uso racional energético. Además, se creará un catálogo de prótesis, un plan de atención a enfermos crónicos, un programa de ahorro de gasto corriente en centros de mayores y generalizará el uso de un sistema centralizado de compras en aquellas áreas en las que aún no se ha lleva a cabo.

Mantenimiento de compromisos
De la misma manera que Nieto ha manifestado su intención de no practicar recortes ni en Sanidad ni en Servicios Sociales, también ha mostrado su intención de mantener todos y cada uno de los compromisos expresados en el programa electoral del Partido Popular en materia tanto sanitaria como de servicios sociales.

En ese sentido, Nieto ha manifestado que a lo largo de la legislatura se procederá a completar la red de centros de salud de Atención Primaria en Logroño, así como en Alberite y Alfaro, se construirá el Complejo de Salud San Millán y se dotará de nuevos medios materiales a los profesionales sanitarios del primer nivel asistencial, a la hora de ampliar su capacidad de resolución y su participación en nuevos programas sobre detección y prevención de la hipertensión y la obesidad.

Igualmente, a lo largo de esta legislatura se implantará el servicio de hospitalización a domicilio en toda La Rioja, se incorporará la colonoscopia virtual al programa de detección precoz de cáncer de colon y se sumarán a la cartera de servicios nuevas técnicas de laparoscopia en Cirugía General, Urología y Ginecología.


También se implantará la neurocirugía, en las técnicas en las que nuestra masa crítica lo permite, y que se podrán concretar en una unidad multidisciplinar de columna, en la que deben participar neurocirujanos, traumatólogos, y rehabilitadores, entre otros.

Se ampliará el acceso a la información clínica por parte de los usuarios a través de las nuevas tecnologías y se trabajará en el desarrollo de la receta electrónica para su implantación en Atención Especializada.

En el ámbito normativo, esta legislatura se aprobará la Ley de Derechos y Deberes del Usuario del Sistema Público de Salud de La Rioja, la nueva Ley sobre Drogodependencias y el III Plan de Atención a las Adiciones, integrado dentro del II Plan de Salud del Gobierno de La Rioja, la Ley para la Defensa de Consumidores y Usuarios de La Rioja y la Ley de Salud Pública.

Por su parte, dentro del ámbito de Servicios Sociales, superada ya la fase de implantación y consolidación de la red de infraestructuras sociales, el objetivo es seguir avanzando en la calidad de la prestación del servicio. Por ello, la Consejería de Salud y Servicios Sociales desarrollará un programa de acreditación de centros que permita su calificación en base a unos parámetros comunes, igualmente se modificará el decreto sobre prestaciones de inserción social, adaptándolo a las necesidades actuales y se reforzarán los programas de estas materias.

A lo largo de los próximos meses se iniciarán reuniones con los diversos ayuntamientos de la Comunidad, a fin de estudiar las necesidades que tienen y sobre todo, a través de la experiencia adquirida en estos primeros años de implantación, se realice una revisión de necesidades que permita la elaboración de un plan cuatrienal.

También a lo largo de esta legislatura entrará en vigor la Ley de medidas de Apoyo a las Familias y se creará el Consejo Regional de Familia en La Rioja, se fomentará el desarrollo del Teléfono del Menor y se mantendrá el apoyo técnico y económico a las familias acogedoras.

Por último, en lo referente al desarrollo de centros de día a lo largo de los próximos cuatro años se construirán cinco nuevos centros en las mancomunidades y se pondrá en marcha un Plan Estratégico de Servicios Sociales que servirá para ordenar el conjunto de medidas y recursos necesarios, dando así la máxima eficacia al funcionamiento del sistema.