14 de marzo de 2011

El Consejero de Salud del Gobierno de La Rioja, José Ignacio Nieto, acompañado por el Director General de Salud Pública y Consumo, José Miguel Acitores, ha participado hoy en una reunión con las asociaciones de consumidores de La Rioja, con el objetivo de conocer las inquietudes, iniciativas y perspectivas del movimiento asociativo de consumo en la Comunidad, dado que mañana día 15 se celebra el Día Mundial de los Derechos del Consumidor 2011.
Para celebrar dicha efeméride, Salud instalará mañana una mesa informativa en el número 18 de la calle Gran Vía de Logroño, a la altura de la Dirección General de Salud Pública y Consumo, en la que se informará de los derechos básicos de los consumidores, sobre el sistema arbitral de consumo y otras materias de interés sobre consumo responsable. Esta información estará también disponible en las paginas de inicio de las Web del Gobierno de La Rioja en materia de salud.
La Consejería de Salud destinará este año 172.000 euros para subvenciones en materia de consumo, tanto a las asociaciones de consumidores y usuarios, como a las entidades locales.
La inversión total se desglosará en dos tipos de subvenciones. Por un lado, la Consejería de Salud destinará 113.000 euros para ayudas a las asociaciones de consumidores y usuarios de La Rioja, con el objetivo de que desarrollen actividades de información, dirigidas a los consumidores y usuarios en municipios riojanos de más de 2.000 habitantes que no dispongan de OMIC (Oficina municipal de información al consumidor). En segundo lugar, Salud invertirá 59.000 euros para conceder ayudas a los ayuntamientos que lo requieran. El objetivo de dicha inversión es que los municipios de La Rioja, especialmente los que cuentan con más de 5.000 habitantes, consoliden o estructuren unos servicios de protección al consumidor que cumplan funciones de control de mercado, además de información.

Las subvenciones que se contemplan pueden ir destinadas a promover la información y la educación de los consumidores, con el objetivo de facilitar sus opciones de adquisición de bienes y servicios, con el conocimiento adecuado para su uso y disfrute. Asimismo, se persigue que los municipios protejan jurídica, administrativa y técnicamente a los consumidores en situaciones de inferioridad o indefensión. Además, los ayuntamientos deberán promover la participación de los consumidores y usuarios en la definición de los intereses sociales, fomentando siempre el movimiento asociativo.
5.750 consultas atendidas
En el área de Consumo, a lo largo de 2010, se han atendido 5.750 consultas, relativas fundamentalmente a los sectores de las telecomunicaciones, el comercio minorista (garantías, devolución de productos, vales…), suministros de gas y electricidad, reparaciones de vehículos, viviendas nuevas y obras en viviendas, etc.
El 58% de los consultantes eran mujeres y el resto hombres. Por lo que respecta a la forma de realizar las consultas, el 41% ha sido por vía telefónica, el 58% de forma presencial y el 1% restante se ha realizado por escrito o mediante correo electrónico.
Asimismo, durante el pasado año se han registrado un total de 873 denuncias y reclamaciones (671 en 2009) por supuestas infracciones en materia de protección al consumidor o vulneración de las normas que regulan el mercado.
Los sectores con mayor porcentaje de reclamaciones fueron servicios de telecomunicaciones, electrodomésticos (teléfonos móviles incluidos), promoción y compraventa de vivienda, comercio minorista de ropa, calzado y complementos, suministro eléctrico y de gas (facturación), vehículos (nuevos y de segunda mano), muebles, trabajos de albañilería/reparación de edificios y servicios de reparación de electrodomésticos.
El motivo de las reclamaciones que más se repite ha sido el de incumplir las condiciones de garantía, fraude en la prestación del servicio y falta de atención a las demandas del consumidor.
10.527 actuaciones inspectoras
En total, se han levantado 1.224 actas que han generado 10.527 actuaciones inspectoras sobre diferentes productos y servicios puestos a disposición del consumidor en la Comunidad Autónoma. Aparte de las actuaciones habituales de control de mercado se han desarrollado campañas específicas de control de productos alimenticios, como frutas y hortalizas, aceites de semillas, caramelos y golosinas, salsas de mesa (mostaza y ketchup), cereales en copos o expandidos, pescado fresco, y de control de productos industriales como información de emisiones CO2 en la venta de vehículos, material escolar, instalaciones deportivas privadas, peluquerías, gasolinas, material eléctrico, etc. y se han realizado 166 tomas de muestras.
Desde La Rioja se han emitido 7 notificaciones de alertas sobre diferentes productos.
Por otro lado, en los últimos años se ha producido un aumento de las notificaciones que desde el Instituto Nacional de Consumo se trasladan a los órganos de consumo de las Comunidades Autónomas sobre determinados productos que presentan o pudieran presentar un riesgo para los consumidores. Durante el 2010, se registraron 2.841 alertas sobre productos que presentaban incumplimientos relacionados con la seguridad (7 fueron emitidas desde La Rioja). De ellas, los principales productos alertados fueron juguetes (25,57%), vestimenta y calzado infantil (20,57%), vehículos y accesorios (8,65%), material eléctrico (8,17%) y, finalmente, vestimenta y calzado de adultos (5 %). La actuación inspectora se centra en la localización de los productos alertados en los comercios.
Por su parte, la Junta Arbitral de Consumo, que posibilita la resolución extrajudicial de conflictos entre consumidores y usuarios y empresarios, resolvió 529 solicitudes de arbitraje, de las que 194 se resolvieron mediante laudo. El 100% de los expedientes se han resuelto en un tiempo inferior a un mes desde la realización de la audiencia.
La Consejería de Salud, a través de Consumo, ha participado en grupos de trabajo del Instituto Nacional de Consumo sobre información, formación y educación, arbitraje, asociacionismo, control de mercado y normativa. Y ha abordado, dentro de las Jornadas de Consumo para personas mayores, contenidos como: Derechos fundamentales de los consumidores, arbitraje de consumo, consumo financiero, servicios de electricidad, gas y telefonía, consumo responsable y prevención de accidentes.
En el ámbito educativo destacan dos iniciativas para fomentar el consumo responsable en la escuela: El concurso ‘Consumopolis 6’ para escolares, al que se destinan 2.781 euros y el concurso para trabajos didácticos en materia de consumo para profesores, con una dotación de 15.000 euros.
Asimismo, en 2010 Salud elaboró 10.000 ejemplares de la Agenda del Consumidor, con el objetivo de propiciar un consumo responsable entre los riojanos. La agenda es un instrumento útil y eficaz para ayudar al consumidor en todas sus tareas cotidianas e informar a los ciudadanos de diferentes aspectos relativos al consumo.