20 de febrero de 2008

La Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural del Gobierno de La Rioja ha recibido hoy el visto bueno de la Unión Europea al Programa de Desarrollo Rural (PDR) de nuestra región, con periodo de aplicación hasta el año 2013. Dicha comunicación supone el final de la tramitación del PDR para La Rioja, después de siete meses de intenso trabajo del Gobierno regional para adaptar su articulación a las demandas y requisitos expresados por el Comité de Desarrollo Rural Europeo.

La aprobación del PDR supondrá la inmediata puesta en marcha de las diferentes acciones incluidas en la más completa propuesta de desarrollo rural planteada hasta el momento en La Rioja, con una inversión inicial de 201 millones de euros, complementada por el Gobierno regional con otros 31,7 millones de euros. Una cantidad que, por otra parte, constituye un importante esfuerzo de la Administración autonómica, al verse muy limitadas las aportaciones tanto de los Fondos Feader europeos como los recursos para el Desarrollo Rural del Gobierno de España; en ambos casos decididos por el Ministerio de Agricultura para la programación riojana.

De tal forma, la articulación financiera de estas cantidades queda de la siguiente forma: el Gobierno de La Rioja aporta 94,3 millones de euros (47 por ciento); la UE, a través de Fondos Feader, 51 millones de euros (25 por ciento), y el Ministerio de Agricultura, 55,5 millones de euros (27 por ciento). Como se ha indicado, se ha querido articular el programa más ambicioso para La Rioja, con lo que el Gobierno regional ha tenido que realizar un nuevo esfuerzo, suplementando los recursos disponibles con 31,7 millones de euros, dada la rebaja financiera en la aportación estipulada por el Ministerio. Con estos datos, la cantidad sumada por La Rioja alcanza los 126 millones de euros.

En líneas generales, el PDR para La Rioja cuenta con cuatro líneas principales de actuación: el aumento de la competitividad de los sectores agrícolas y forestales; la mejora del medio ambiente en el entorno rural; el aumento de la calidad de vida en las zonas rurales y la diversificación de la economía rural; y el desarrollo del enfoque LEADER, con sus líneas estratégicas de desarrollo local.