29 de junio de 2010

El Presidente de la Comunidad Autónoma de La Rioja, Pedro Sanz, ha asegurado hoy que el Ejecutivo regional analizará las consecuencias de la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el Estatuto de Cataluña para impulsar una reforma del Estatuto de Autonomía de La Rioja que "contribuya a corregir las desigualdades o discriminaciones" que se produzcan. "Voy a defender a esta Comunidad como una Comunidad de primera, no más que nadie pero no menos que nadie, y a los riojanos como españoles de primera y en ese marco voy a seguir trabajando", ha señalado.

Asimismo, Pedro Sanz ha hecho hincapié en que todavía no se conocen "en profundidad las razones jurídicas del fallo" y ha recordado que el recurso presentado por el Gobierno de La Rioja contra el Estatuto de Cataluña todavía no se ha resuelto y "hay cuestiones que están recurridas que no lo estaban por el Partido Popular". En concreto, el recurso del Gobierno de La Rioja se centra en aquellos aspectos del Estatuto catalán que inciden de manera directa e inmediata en las competencias de la Comunidad de La Rioja: gestión del agua, denominaciones de origen supracomunitarias, financiación y el denominado 'principio de bilateralidad'.

Por otra parte, el Presidente del Ejecutivo riojano ha considerado que la crisis institucional y política que estamos viviendo es "más importante todavía que la crisis económica porque las crisis económicas tienen un tiempo en el que se resuelven, pero las institucionales y políticas son más difíciles de resolver cuando las normas no las tenemos perfectamente claras y se producen situaciones de ambigüedad a la hora de aplicar unas normas".

En este sentido, ha señalado que cuando una ley está sometida a interpretación "ya no es ninguna ley, es algo que fluctúa entre la inseguridad y la ambigüedad" y ha añadido que el Presidente del Gobierno de España provocó "esta situación de incertidumbre jurídica" cuando se comprometió a acatar lo que dijera el Parlamento de Cataluña y planteó el "uso partidista de determinadas cuestiones que afectan a la cohesión, la igualdad y la solidaridad de los españoles que no se deben tocar nunca".

Por último, Pedro Sanz ha reclamado una vez más un acuerdo entre los "dos grandes partidos para marcar unas reglas de juego porque las Comunidades Autónomas tienen que saber cuál es el marco y las normas a las que ajustarse para que la igualdad entre los territorios y ciudadanos sea la misma para todos" y ha pedido "que sepamos todos acatar las decisiones judiciales".