28 de marzo de 2011

Con esta actuación, las nuevas dependencias municipales albergarán, además del consistorio, diversos espacios destinados a usos culturales, sociales y turísticos y el consultorio médico.

El Gobierno de La Rioja, a través de la Consejería de Administraciones Públicas y Política Local, ha destinado 801.648 euros a esta actuación que ha contado con un presupuesto total de 980.692 euros.

Las obras han consistido, por un lado, en la reforma del edificio actual del ayuntamiento que tiene una antigüedad de más de cien años, y, por otro, en la construcción de un edificio anexo para ampliar el espacio disponible.

El edificio reformado, con una superficie útil de 189,57 metros cuadrados, alberga en la planta baja, la oficina de información turística, la ciberteca, la ludoteca y el almacén. La planta primera acoge el archivo y una oficina; y la planta segunda, diversas salas de reuniones.

Por su parte, el nuevo edificio, con una superficie útil de 409 metros cuadrados, cuenta con planta sótano, semisótano, baja y primera. El semisótano se destina a sala de exposiciones y otros usos culturales. En la planta baja, que tiene la entrada principal desde la plaza Arambarri, se han instalado las consultas médica y de enfermería. En la planta primera, con conexión al edificio reformado, se han ubicado los servicios administrativos del ayuntamiento.

Los materiales empleados en la fachada son similares a los del entorno y se ha empleado energía geotérmica para las instalaciones de climatización del edificio.