26 de febrero de 2007

El Presidente de la Comunidad de La Rioja, Pedro Sanz, ha colocado hoy la primera piedra de las obras de ampliación y reforma que se van a realizar en la Casa del Santo.

Esta actuación, que será ejecutada por la Cofradía del Santo, contará con el apoyo económico del Gobierno de La Rioja, que aportará 1.442.741 euros, el 70% del importe total, que asciende a 2.061.059 euros. Esta ayuda se regulará a través de un convenio que suscribirá la Consejería de Educación, Cultura y Deporte con la Cofradía del Santo.

En los últimos años, se han realizado diversos trabajos de acondicionamiento del edificio que alberga la Casa y Cofradía del Santo, con el fin de aumentar la capacidad de alojamiento de los peregrinos. Estas actuaciones siempre se han realizado por la Cofradía del Santo, en colaboración con la Consejería de Cultura del Gobierno de La Rioja.

El edificio que usa como albergue se corresponde, en una parte, con un Palacete del siglo XVI-XVII; la otra, es anexo denominado pabellón. Éste último inmueble, que es moderno y sin ningún interés artístico, se ha quedado pequeño para acoger a los más de 13.500 peregrinos que han pernoctado en el año 2006.

Por este motivo, la Cofradía ha adquirido dos parcelas colindantes a la Casa del Santo -el nº 38 y 40 de la Calle Mayor- y ha planteado un proyecto de construcción de un nuevo albergue situado en los dos solares recién adquiridos y adaptar las instalaciones a la vigente normativa y a las necesidades reales de los peregrinos.

Los dos solares tienen como medianía la actual Casa del Santo, por lo que se plantea agrupar ambas parcelas y unirlas a la actual de forma que se pueda contar con una superficie total de 838 metros cuadrados útiles. Actualmente, se encuentran ocupados 355 metros.

El solar se encuentra dentro del Casco Antiguo de Santo Domingo y, por tanto, afectados por el Plan Especial de Protección del Patrimonio Histórico Artístico y Bienes de Valor Cultural de Santo Domingo de la Calzada.

La Planta Baja del solar nº 38 cuenta con una pared de sillería que debe conservarse como elemento protegido y está previsto integrarla en el nuevo edificio.

Con las nuevas dependencias, la Cofradía contará con nuevas instalaciones para la acogida de peregrinos, con accesos y recorridos adaptados para minusválidos, y podrá mantener las tradiciones en torno a la figura del Santo o el Centro Cultural Jacobeo.

Además, el nuevo edificio acogerá varios espacios para las necesidades y actividades de la Cofradía como recepción, consigna- guarda-bicis, cocina, comedor, salón, una sala de lectura, juegos y biblioteca o el botiquín-enfermería, dormitorios, baños y un Salón de Actos. Esta última dependencia se ha planteado como una sala de grandes dimensiones y divisible en dos para la celebración de actos relacionados con la Cofradía como la Misa del Gallo, el Cabildo General de la Cofradía, entre otros.