14 de mayo de 2009

El Presidente del Gobierno de La Rioja, Pedro Sanz, ha animado hoy a las emrpesas riojanas de sectores tradicionales a aplicar soluciones nanotecnológics a sus procesos de producción con la finalidad de lograr una diferenciación y, con ello, mayor competitividad.

Pedro Sanz, que ha abierto la jornada ‘Nanotecnología: soluciones innovadoras para las empresas’, ha considerado "estratégico para la economía regional" este sector tecnológico porque "puede convertirse en un embrión de otros sectores de actividad y propiciar una mayor diversificación de la economía de La Rioja".

Por ello, según ha destacado el Presidente del Ejecutivo riojano, "nuestra finalidad es convertir a La Rioja en una Comunidad con una alta especialización en el sector nanotecnológico"; objetivo que ha considerado alcanzable dado que La Rioja, con cuatro empresas, es la primera Comunidad en número de empresas nanotecnológicas tanto en términos absolutos como relativos.

Asimismo, ha señalado que el 20% de las empresas nacionales que producen nanomateriales o dispositivos basados en éstos están en La Rioja y se dedican a sectores estratégicos de la economía regional, como el metal, la madera y barnices, el calzado y el agroalimentario, aunque "estamos aún muy lejos de Europa, Estados Unidos y Japón".

En cuanto a las empresas que aplican la nanotecnología en nuestra región, Pedro Sanz ha indicado que superan la veintena y ha considera que se puede incrementar notablemente este número porque esta tecnología es de gran aplicabilidad industrial en sectores tradicionales fuertemente arraigados en La Rioja.

En este sentido, ha resaltado la gran aceptación que ha tenido el proyecto piloto puesto en marcha por la Consejería de Industria, Innovación y Empleo el pasado año para transferir la tecnología derivada de soluciones nanotecnológicas a las empresas riojanas tradicionales. De hecho, de las 13 empresas riojanas que fueron analizadas para conocer que posibilidades les ofrecía la nanotecnología, 8 –de sectores tan diversos como el metal, plástico, agroalimentario, mueble y enológico- van a poner en marcha 9 proyectos que les permitirán obtener mejores resultados. Estos proyectos conllevan una inversión asociada de 3,8 millones de euros.