12 de febrero de 2008

El Presidente de la Comunidad de La Rioja, Pedro Sanz, ha mostrado hoy, en sintonía con las declaraciones efectuadas por el Presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, su inquietud y preocupación ante las noticias de compra de la empresa española Iberdrola por una empresa pública francesa.

Pedro Sanz ha expresado su respeto por las decisiones que puedan adoptar las distintas empresas, pero ha declarado que el Gobierno de La Rioja permanecerá vigilante para que la posible compra de Iberdrola no perjudique los intereses riojanos, ya que se trata de una empresa muy importante para la región por el número de empleos y la riqueza que genera.

En este sentido, el Jefe del Ejecutivo regional ha hecho hincapié en la apuesta de Iberdrola por La Rioja, como lo demuestra la inversión realizada en 2007 en el mantenimiento y mejora de la red eléctrica, que ascendió a 12,7 millones de euros de los casi 14 millones destinados a la región, o el esfuerzo que ha hecho para reducir el tiempo de interrupción de la potencia instalada (TIEPI), que mide la calidad del suministro, hasta convertirlo en el menor de España, junto al de Madrid, con 0,07 horas en enero pasado.

Pedro Sanz ha pedido al Gobierno de España que abandone la postura vacilante y de tibieza que ha mantenido hasta ahora, para velar de forma decidida por la estabilidad del sistema energético con plenas garantías. En opinión del Presidente de la Comunidad de La Rioja, es fundamental que se tenga en cuenta el interés general y que Iberdrola permanezca en manos de capital español.

Finalmente, Pedro Sanz ha declarado que España necesita empresas fuertes como Iberdrola, que defienden un proyecto de crecimiento y expansión en el exterior, y cuya presencia en La Rioja ha contribuido a reforzar los valores de modernidad, innovación y solidaridad de la economía regional y a mejorar la calidad de vida de sus habitantes.