31 de marzo de 2008

El Consejero de Hacienda, Juan José Muñoz, ha destacado hoy que la ejecución presupuestaria de la Comunidad Autónoma en 2007 alcanzó el 93% de los 1.327 millones del presupuesto definitivo, un porcentaje similar al del ejercicio anterior. Muñoz ha incidido también en la buena situación financiera de la Comunidad Autónoma, que se demuestra en las cifras de ahorro, deuda, ingresos y gastos.

Entre los aspectos más destacados a cierre de los presupuestos de 2007, cabe destacar que el Ahorro Bruto ha ascendido a 210 millones de euros, pese a la desaceleración económica y la disminución del consumo, y a que las políticas de gasto han mantenido su senda alcista.

De la situación financiera de la Comunidad Autónoma, se deduce:
La gran capacidad de generar ahorro.
El crecimiento de los gastos como consecuencia del aumento de las prestaciones sociales a la población.
Crecimiento de las inversiones, pese a la finalización de los grandes proyectos.
Sostenimiento de los ingresos, sobre todo los ligados al empleo, a la renta y a la actividad económica.

El Consejero de Hacienda reafirmó la solvencia financiera de la Comunidad Autónoma, ya que el ahorro bruto es capaz de devolver la deuda de 256 millones de euros de la Administración de la Comunidad Autónoma. Además, el nivel de endeudamiento es inferior al del ejercicio anterior y está muy por debajo de los límites establecidos por la LOFCA, que se establecen en una carga financiera del 25% de los ingresos corrientes.

Según el Banco de España, La Rioja tenía en el cuarto trimestre de 2007 una deuda del 3,6% sobre el PIB riojano, muy por debajo del 5,7% de la media nacional.

Estas cifras se han generado en una marco económico y financiero muy positivo para La Rioja, que se demuestran en los índices elaborados por diversos organismo oficiales. Así, FUNCAS ha establecido para La Rioja un crecimiento del 3,4% en 2007, una décima más que la media nacional; mientras que en 2008 el crecimiento previsto para La Rioja será del 2,8%, dos décimas más que la media nacional.

En la misma línea, la Contabilidad Regional ha confirmado que La Rioja es una de las comunidades que ha liderado el crecimiento de la economía en 2007, con un incremento del PIB en términos reales del 4%, dos décimas más que el conjunto nacional. Este mismo estudio señala que el PIB por habitante asciende en 2007 a 24.717 euros, superior a la media española y a la media de la Unión Europea.

De igual modo, en 2007 se han registrado crecimientos en el Índice de Producción Industrial (2,8%, cinco décimas más que la media); Bienes de equipo (14,4%, ocho puntos más que la media); cifra de negocios del sector Servicios (8,7%, dos puntos más que la media); índice de comercio al por menor (4,3%, lo que mejora la media en 1,7 puntos); tasa de crecimiento de exportaciones (12,5%, casi seis puntos más que la media) y cobertura de comercio exterior (126,6%, casi el doble que la media nacional).

Incertidumbre económica e incumplimientos del Gobierno central

Muñoz ha asegurado que estos registros, que sitúan a La Rioja entre los mejores puestos a nivel nacional y europeo, tienen más importancia dado el período de incertidumbre que atraviesa la economía mundial y nacional y al incumplimiento de las promesas del Gobierno central.

Estos incumplimientos se refieren, no sólo a infraestructuras, sino, por ejemplo, a los 10 millones prometidos para la financiación del Hospital San Pedro o a los 18 millones para paliar el efecto frontera. Asimismo, ha tenido una incidencia negativa el traslado del déficit a las Comunidades Autónomas con nuevas medidas como la Ley de Dependencia.