El Gobierno de La Rioja apoya varias iniciativas solidarias para mejorar las condiciones de vida de la población saharaui

| Imágenes | Audio | Vídeo |

El Gobierno de La Rioja respalda varias iniciativas solidarias que tienen como objetivo contribuir a paliar la difícil situación que vive en pueblo saharaui. Una de ellas será la que protagonizará el grupo alfarero ‘People’ durante las próximas vacaciones de Semana Santa, ya que por segundo año consecutivo viajará al Sáhara, dentro del proyecto solidario ‘Deja tu huella en el Sáhara’ –coordinado por la DYA- para ofrecer un concierto en los campamentos de la Wilaya de Ausserd.

La colaboración de este grupo fundado en 2002 que toca rock con influencias de funky y blues se agrupa bajo el título ‘Música en el desierto’ y, además de la actuación musical que ofrecerán el 21 de marzo en Ausserd (el año pasado tocaron en Tichla), incluye actividades didácticas con escolares, reparto de ayuda humanitaria y distribución de diversas donaciones efectuadas por diferentes entidades riojanas. Además, de forma previa a su partida, ‘People’ participará junto a otros grupos riojanos en un concierto que pretender recaudar fondos para este fin.

Asimismo, el Ejecutivo riojano colabora con el equipo del piloto riojano José María Peña Somovilla (tercer clasificado en la categoría Rally Lisboa-Dakar 2007). Desde que se produjera la suspensión de la edición de este año de la famosa prueba, el principal empeño del piloto ha sido que el material humanitario que iba a llevar con motivo de su participación en el rally llegase finalmente a su destino, algo para lo que contará con la ayuda del Gobierno que preside Pedro Sanz.

El Gobierno de La Rioja siempre ha sido especialmente sensible con la situación del pueblo saharaui y, desde 1995, ha aportado 923.864,38 euros para apoyar 23 proyectos de cooperación al desarrollo y ayuda humanitaria en esa zona (el 3,33% del total de la cooperación riojana). La mayoría de los proyectos han estado encaminados a paliar las deficiencias existentes en dos áreas básicas: la educación y la sanidad. Entre otras cosas, la ayuda ha servido para comprar un camión cisterna que abastezca a la población, cinco ambulancias para trasladar enfermos de urgencia, dos lavadoras industriales para mejorar las condiciones de un internado que alberga a 6.000 niños. También se han construido tres escuelas de enseñanza primaria que se han equipado debidamente y se ha financiado un proyecto de inversión en recursos humanos, dirigido especialmente a mujeres, a través de talleres de formación e inserción sociolaboral.