31 de marzo de 2011

El Gobierno de La Rioja ha adjudicado a la empresa Construcciones Benito Martínez la remodelación de la travesía de Rodezno (LR-207), por un importe de 326.152 euros (el presupuesto de licitación ascendía a 408.126 euros).

Un total de 17 empresas optaban a la licitación de una actuación que, en su primera fase, persigue conciliar el tráfico rodado y peatonal de la travesía de la LR-207 entre los puntos kilométricos 2.400 y 2.600. Esta arteria principal del municipio soporta una intensidad media diaria de 1.271 vehículos, un 15% de los cuales corresponde a vehículos pesados. Este volumen de tráfico radica en que a través de esta localidad riojalteña se enlazan dos ejes básicos de nuestras comunicaciones: la N-120 (futura A-12) y la N-232.

Además de actuarse sobre la calzada (se sanearán los blandones y se repondrá el firme en las zonas fisuradas) se procederá a la renovación de las aceras, de la red de saneamiento y abastecimiento, respetándose el trazado de la travesía, así como las cotas de acceso a garajes y viviendas particulares.

En cuanto a la renovación de las aceras, se procederá a su encintado y a la instalación de nuevas rígolas. El pavimento actual será sustituido por baldosa granítica mientras que se creará una zona mixta –de uso peatonal y de aparcamiento- que se pavimentará en adoquín de hormigón.

La remodelación se ultimará con la actualización de los servicios de luz, agua y telefonía, con la reposición del alumbrado, con la colocación de moderno equipamiento urbano así como con la instalación de señalización, de reductores de velocidad, de pasos de peatones elevados y de bandas transversales de alerta a la entrada de la travesía.

La reforma, que tiene un plazo de ejecución inferior a los seis meses, satisfará igualmente una de las principales demandas de los vecinos de Rodezno: la retirada del dominio público de un transformador eléctrico que será soterrado.