3 de diciembre de 2010

El Consejero de Industria, Innovación y Empleo, Javier Erro, junto con el Alcalde de Camprovín, Arturo Villar, ha clausurado esta mañana el Taller de Empleo "Construcción Bioclimática" de la especialidad de fábricas de albañilería, que se ha desarrollado en Camprovín desde el 28 de diciembre de 2009 y en el que han participado ocho trabajadores desempleados. Durante la clausura, Erro les ha entregado los diplomas que acreditan la formación adquirida.

Los participantes en este Taller de Empleo, que ha tenido una duración de once meses, han trabajado en la restauración de una bodega tradicional de adobe como construcción bioclimática. El taller, promovido por el Ayuntamiento de Camprovín, ha contado un presupuesto 159.100,82 euros, financiado por el Servicio Riojano de Empleo, con la aportación del Fondo Social Europeo.

Concretamente, el plan formativo de este Taller ha tenido como objetivo dotar a los alumnos de los conocimientos, destrezas y habilidades necesarios para el ejercicio de la ocupación albañilería. El plan formativo impartido, que ha contado con un total de 1.760 horas de formación teórico-práctica, amplía y complementa los contenidos del Certificado de Profesionalidad de fábricas de albañilería.

Además de los contenidos profesionales, se ha impartido formación complementaria de alfabetización informática, prevención de riesgos laborales y técnicas de búsqueda de empleo.

Desde el inicio del Taller los alumnos trabajadores han alternado la formación con el trabajo y son contratados en la modalidad de contrato para la formación, por lo que perciben un salario de unos 1.000 euros brutos al mes.

Talleres de Empleo
Los Talleres de Empleo son un programa mixto de empleo y formación cuyo objetivo es mejorar las oportunidades de empleo de los desempleados de 25 años o más, principalmente, aquellos que tengan especiales dificultades para insertarse en el mercado de trabajo.

Desde el inicio del Taller, los alumnos trabajadores son contratados en la modalidad de contrato para la formación y alternan su formación con el trabajo efectivo y perciben un salario, que es el equivalente a una vez y medio el salario mínimo interprofesional.