20 de mayo de 2010

La Directora General de Vivienda, Marian Ortigosa, ha presentado el libro ‘Estudio sobre la Competitividad en el Sector de la Construcción en La Rioja 2010’, una investigación desarrollada por la Universidad de La Rioja con la colaboración del Gobierno de La Rioja. Este estudio, realizado por Luis Calleja, y dirigido por Leonor González y Rubén Fernández, de la Universidad de La Rioja, se ofrece como una herramienta de apoyo al sector de la construcción para mejorar su competitividad y sus expectativas de mercado en estos tiempos de crisis.

La Directora General de Vivienda, Marian Ortigosa, ha destacado que este estudio es "especialmente oportuno en la situación actual porque el sector de la construcción se enfrenta a un mercado incierto con nuevos retos de cambio para el futuro que las empresas podrán resolver con éxito si, entre otros aspectos, mejoran sus niveles de eficiencia y la competitividad". Ortigosa ha señalado que este trabajo es realmente práctico "porque propone las claves concretas para mejorar la eficiencia y competitividad del sector, desde el rigor científico propio de la Universidad. Es una herramienta muy útil y sus conclusiones pueden ayudar a las empresas riojanas dedicadas a la actividad de la construcción a obtener un mayor rendimiento de sus capacidades y recursos".

‘Estudio sobre la Competitividad en el Sector de la Construcción en La Rioja 2010’ es la primera publicación dedicada a analizar la competitividad de las empresas riojanas de la construcción, el tercer sector más importante en la economía riojana tanto por el volumen de su producción (es el responsable del 11,2% del Valor Añadido Bruto) como por el número de trabajadores que emplea (supone el 11% de la población activa, es decir, 16.200 personas).

El estudio, que se distribuirá entre las instituciones académicas y empresas del sector, se divide en ocho capítulos que abordan la situación actual y evolución del mercado de la construcción, el marco teórico en el que se sustenta la investigación y las conclusiones del mismo.

Las principales conclusiones de la investigación revelan que no está demostrado empíricamente que exista una relación de causalidad entre tamaño y competitividad o antigüedad y competitividad mientras que el estudio sí certifica que a mayor disponibilidad de recursos financieros mejoran las posibilidades de la empresa al igual que éstas también se incrementan si las empresas apuestan por reforzar su capacidad comercial, su reputación e imagen.

El estudio recoge, igualmente, las principales magnitudes de un sector que vivió un ciclo expansivo a partir de 1995 y que experimentó su punto de inflexión en 2008, momento en el que el Valor Bruto Añadido de la construcción descendió por vez primera en trece años como consecuencia del desplome del sector residencial.

Puede descargarse el estudio en este enlaceEste enlace se abrirá en una ventana nueva.