6 de agosto de 2007

La Dirección General de Carreteras ha adjudicado las obras de ensanche y mejora de la carretera LR-461 en el tramo comprendido entre la intersección de la LR-250 a Leza de Río Leza a la empresa Eurocontratas S.A. por un importe de 2.017.730 euros.

La LR-461, con una longitud total de 1,5 kilómetros, tiene en la actualidad una anchura de plataforma que apenas alcanza los 3 metros y medio en gran parte del tramo. En ella existen incluso puntos en los que no se llega a los 3 metros. En cuanto al trazado de la vía, presenta algunas curvas de radio muy reducido y sin sobreancho. También destaca la existencia de un puente sobre el río Leza que en la actualidad tiene un tablero de 4 metros y es necesario ensanchar.

Se trata una de las inversiones más importantes del Gobierno de La Rioja en los últimos años en relación a la longitud ya que se invierten más de 1,3 millones de euros por kilómetro.

Las obras, que tendrán un plazo de ejecución de diez meses, se centrarán en duplicar el ensanche de la plataforma que adoptará 6,5 metros en todo el tramo. También se mejorará el trazado en planta con aumento de los radios de curvatura.

Una de las actuaciones de la obra será el ensanche del tablero del puente sobre el río Leza en el punto kilométrico 1 hasta conseguir una anchura de 10 metros mediante la colocación de unas pilas que soportarán vigas prefabricadas de hormigón.

Para la realización de los trabajos y debido a la escasa anchura de la plataforma, será preciso el corte total al tráfico de la carretera LR-461. Por lo tanto, se ha previsto la construcción de un desvío provisional de la misma acondicionando y ensanchando los caminos existentes. Además, se ha previsto vadear el río Leza, para lo que se ha proyectado una batería de ocho tubos de hormigón con el fin de dejar paso a las posibles avenidas.

Asimismo, se realizará el refuerzo del firme de todo el tramo y se mejorará el drenaje mediante la construcción de una cuneta de hormigón, así como la limpieza y prolongación de las obras de fábrica existentes y la colocación de otras nuevas de mayor capacidad.

Por último, se instalará señalización horizontal y vertical y balizamiento del conjunto de la carretera de acuerdo con la normativa en vigor.