21 de julio de 2010

El Consejero de Vivienda y Obras Públicas, Antonino Burgos, ha visitado los reductores de velocidad y pasos sobreelevados que el Gobierno de La Rioja, a través de la Dirección General de Carreteras y Transportes, ha instalado en la travesía LR-201, a su paso por Cuzcurrita. En su visita, ha estado acompañado por el Alcalde de la localidad, Pedro Izquierdo.

El Consejero de Obras Públicas ha animado al resto de localidades de la zona a seguir el ejemplo de Cuzcurrita "porque los reductores de velocidad y los pasos sobreelevados de peatones son la forma más sencilla y eficaz de mejorar la seguridad vial de las travesías".

Esta inversión, cercana a los 40.000 euros (38.600 euros, en concreto), permitirá ralentizar el flujo de vehículos –principalmente pesados, procedentes de la explotación minera de Cerezo de Río Tirón- y mejorar las condiciones de seguridad de esta vía que atraviesa el núcleo urbano de Cuzcurrita.