19 de agosto de 2008

El Director General de Carreteras, Antonio García Cuadra, ha visitado las obras de seguridad vial que se llevan a cabo en el puente sobre el río Ebro situado en la LR-212 de Haro a Labastida.

Esta actuación, que se enmarca dentro del programa de seguridad vial para el año 2008 y supone una inversión de 123.165 euros, consiste en la sustitución de las barandillas existentes, que son de hormigón armado, por otras metálicas con un nivel de contención superior.

El puente tiene una longitud de 105 metros y un tráfico que supera los 3.000 vehículos al día, de los cuales un 12% son pesados.

La barandilla que se está colocando es del tipo PMH-16, tiene homologada su resistencia a la contención para un vehículo de 16 toneladas a 80 kilómetros por hora y un ángulo de choque de 20 grados. Está fabricada con chapa de acero laminado en caliente, galvanizado y juntado.