1 de octubre de 2009

El Gerente de la Agencia de Desarrollo Económico de La Rioja (ADER), Javier Ureña, ha presentado esta mañana junto con el Gerente del Centro Tecnológico del Calzado de La Rioja (CTCR), Javier Oñate, el proyecto "Disergo", una nueva iniciativa en materia de diseño que tiene como objetivo fomentar la incorporación de la ergonomía al diseño de productos en las pymes riojanas. Así, "Disergo" busca adaptar los productos, tareas, herramientas, espacios y el entorno en general a las necesidades de las personas con el fin de aumentar su utilización, calidad y valor añadido.

Este proyecto tiene prevista la participación de 26 pymes de diversos sectores (calzado, metalmecánico, textil, madera y mueble o automoción), de cuatro Comunidades Autónomas: La Rioja, Asturias, Castilla y León y Galicia. En La Rioja, el proyecto se realizará a través de la ADER y el Centro Tecnológico del Calzado y está prevista la participación de 6 empresas. La ADER seleccionará, mediante una convocatoria que se publicará en el BOR la próxima semana, a 3 empresas de los sectores del Mueble y de Maquinaría y herramientas/Utillaje (sectores donde la ergonomía cobra importancia), mientras que las otras 3 empresas restantes serán seleccionas por el CTCR y pertenecerán al sector del calzado.

El proyecto se articula a través de dos tipos de actuaciones: generales, orientadas a la puesta en común de conocimientos, metodologías y herramientas entre los socios; y de carácter específico, destinadas a la realización de un proyecto piloto por parte de cada una de las 26 pymes participantes. Dicho proyecto piloto constará de dos partes:
1) Realización de un informe sobre los aspectos ergonómicos que afectan a un producto o familia de productos de la empresa participante por parte de un ergónomo.
2) Realización de una actuación dentro del proceso de diseño sobre el producto o familia de productos objeto del estudio ergonómico, a partir de los datos del estudio ergonómico. El producto creado será apto para solicitar el sello de Asociación Española de Ergonomía (AEE).

Mediante la realización de implantaciones piloto en cada una de las empresas participantes, se pretende dar el salto de la teoría a la práctica para mostrarles que la ergonomía es un factor de éxito en el desarrollo de productos y un buen argumento de venta de los mismos.

Los beneficios esperados para las pymes participantes en el presente proyecto son: aumento del volumen de ventas, incremento de la actividad derivado de la aparición de nuevas líneas de negocio, fomento del diseño industrial y la ergonomía y su integración en la estrategia empresarial de las Pymes.

Diseño y ergonomía
La ergonomía es una disciplina que busca que los humanos y la tecnología trabajen en completa armonía, diseñando y manteniendo los productos, puestos de trabajo, tareas, equipos, etc. en acuerdo con las características, necesidades y limitaciones humanas. Todo ello con la finalidad última de adecuar el entorno a las necesidades de las personas. Es por ello que hoy en día se considera como una de las bases fundamentales, sino la más importante, del diseño de producto.

Así, la integración de ergonomía y diseño tiene dos consecuencias clave en el desarrollo de nuevos productos:
• Los datos ergonómicos constituyen recomendaciones y estudios previos que son indispensables para dar forma correcta a soluciones concretas y que son un factor de éxito en el desarrollo de productos.
• Los productos diseñados bajo criterios ergonómicos y presentados como tales al mercado tienen el valor añadido de ser percibidos como "mejores" respecto a los de su competencia. La ergonomía, por lo tanto, puede y debe ser uno de los factores utilizados como herramienta de venta.

Apuesta de la ADER por el diseño
La Agencia de Desarrollo Económico de La Rioja, a través del Centro de Diseño Integral, realiza una labor de fomento del diseño en nuestra Comunidad que favorezca la incorporación del mismo entre el tejido empresarial riojano ya que esta herramienta es importante para aumentar la competitividad de las empresas en un mundo tan globalizado como el actual. Así, desde 2007, más de 500 empresas riojanas se han beneficiado directamente de las ayudas directas y los proyectos puestos en marcha por la ADER en materia de diseño.