2 de junio de 2016

El consejero de Educación, Formación y Empleo, Abel Bayo, ha presidido hoy la reunión del Consejo Riojano de FP en el que se ha presentado el Plan de Formación Profesional y Empleo 2016-2019.

Tras esta presentación, en la que también han participado la directora general de Empleo, Cristina Salinas, y el subdirector general de Universidades y Formación Permanente, Miguel Ángel Fernández, el plan volverá al grupo de trabajo que lo elaboró para que su última versión reciba el visto bueno definitivo y de ahí, finalmente, pasará a Consejo de Gobierno para su aprobación.

El Plan de Formación Profesional y Empleo 2016-2019, que contempla una inversión de 183,7 millones de euros, busca de lograr un amplio consenso para mejorar el aprendizaje y la capacitación de las personas y facilitar su inserción en el mercado laboral.

Elaborado por el grupo de trabajo constituido por el Gobierno de La Rioja, la Federación de Empresarios y UGT y CCOO en el marco del diálogo social, este documento ha sido sometido al contraste de una treintena de instituciones, entidades profesionales y sociales, así como a directores y personal docente de centros de formación públicos y privados, y a los grupos políticos con representación en el Parlamento de La Rioja.

El plan toma como referencia los objetivos generales recogidos en las estrategias comunitarias y nacionales (Estrategia Europa 2020, Programa Operativo del Fondo Social Europeo para La Rioja, Programa Nacional de Reformas y Estrategia Española de Activación) y parte de un amplio análisis de la situación socioeconómica de La Rioja. De esta forma, dedica especial atención a los colectivos con más dificultades para encontrar empleo, caso de los jóvenes, mujeres y parados de larga duración.

Objetivos estratégicos

En concreto, contempla 11 objetivos generales y 24 objetivos específicos que se desarrollan en 59 acciones entre los que figuran los planteamientos de la Estrategia Europa 2020 y del marco estatal, y se añaden tres cuestiones de especial importancia en La Rioja: aprovechar la estructura de clusters, mejorar la cualificación de la población activa y desarrollar la Formación Profesional Dual.

Se articula en dos partes complementarias: Sistema de Formación Profesional, que incluye tanto el ámbito educativo como el laboral; e Intermediación y Política Activa de Empleo, que incluye la orientación profesional, la inserción y la intermediación. El contenido se estructura teniendo en cuenta las grandes áreas de planificación y actuación, es decir, el contexto estratégico, los objetivos, los servicios y programas, la gobernanza social y la evaluación.

Además, pretende mejorar la interrelación entre los diferentes subsistemas y modalidades de FP y, esencialmente, entre todos ellos y el empleo, y alcanzar el mayor grado de consenso posible en la formulación del propio Plan desde el punto de vista técnico, social y político, para que las acciones públicas y privadas se orienten hacia los objetivos estratégicos mayoritariamente compartidos.