23 de agosto de 2016

El Gobierno de La Rioja aportará 469.000 euros a la Diócesis de Calahorra y La Calzada-Logroño para la restauración de las iglesias parroquiales de Viguera, Pedroso, Almarza de Cameros y San Asensio. Esta subvención regional está regulada en un convenio de colaboración que ha firmado esta mañana la consejera de Desarrollo Económico e Innovación, Leonor González Menorca, con el ecónomo de la diócesis de Calahorra y La Calzada, Alberto Díez.

González Menorca ha resaltado hoy que "con esta colaboración con la Diócesis se busca ayudar a mantener el patrimonio de nuestra comunidad, joyas de incalculable valor histórico y artístico que los riojanos debemos conservar".

El primero de los convenios ha aprobado la aportación de 105.000 euros a la Diócesis para acometer la reparación de la iglesia Parroquial de Viguera. Concretamente se actuará en la torre de la iglesia, en progresivo deterioro por la existencia de grietas y fisuras. La actuación tiene un presupuesto total de 140.000 euros y por tanto, la subvención regional alcanza el 75% del coste de la obra.

También se ha aprobado destinar 64.000 euros a las obras de restauración del alero, las bóvedas y la torre de la iglesia parroquial del Salvador de Pedroso. Está previsto que se ejecuten en dos años (39.125 euros en 2016 y 24.875 euros en 2017).

Esta inversión servirá para subsanar la oxidación de la estructura metálica del templo, declarado Bien de Interés Cultural, así como los agrietamientos de los aleros y las deficiencias en la cubierta de tejas y en los morteros de plementería y paramentos. En los últimos años se han llevado a cabo en esta iglesia varias actuaciones, como la restauración de las cubiertas de la cabecera, arreglo del alero, cubiertas y enfoscado y pintura de la sacristía.

La aportación del Gobierno riojano supone el 80% del coste total de las obras que asciende a 80.000 euros.

Por otro lado, gracias al convenio de colaboración para la rehabilitación de la iglesia parroquial de Almarza de Cameros, el Gobierno regional aportará a la Diócesis la cantidad de 158.600 euros (76.482 euros en 2016 y 82.118 euros en 2017). Se actuará en las estructuras interiores de madera, así como en las cornisas y las molduras exteriores. El objetivo de esta actuación, que conlleva una inversión total de 211.466 euros, es frenar el progresivo deterioro de la iglesia parroquial de Nuestra Señora del Campillo.

Finalmente, el Gobierno riojano y la Diócesis colaborarán en la restauración de la torre y la cubierta de la iglesia parroquial de la Ascensión de San Asensio. Concretamente el Ejecutivo regional invertirá 142.500 euros (67.500 euros este año y 75.000 euros en 2017). Esta aportación económica, permitirá reparar la cubierta noroeste, realizar el cosido y sellado de grietas y fisuras; consolidar elementos ornamentales y reparar los forjados intermedios de la torre. La inversión total que se realizará en este templo asciende a 190.000 euros.