23 de junio de 2017

Inauguración plaza y remodelacion frontón antiguo VIllar de TorreImagen en alta resolución. Este enlace se abrirá mediante lightbox, puede haber un cambio de contextoEl presidente del Gobierno de La Rioja, José Ignacio Ceniceros, ha resaltado hoy que la reforma del centro urbano de Villar de Torre "contribuye al bienestar y la calidad de vida en los pueblos".

La actuación ha consistido en la renovación de la pavimentación de la plaza del Ayuntamiento y su entorno; la limpieza y el revestimiento de la fachada de la iglesia de Nuestra Señora de la Virgen del Sagrario (s. XVI) y el acondicionamiento de la plaza y el acceso a la iglesia con nuevo mobiliario urbano y jardineras para ofrecer a los vecinos un espacio más agradable y atractivo.

También se ha remodelado el frontón viejo de Villar de Torre, construido en el año 1942. En este frontón, entre otros, se han formado las sagas de los Matute y de los Merino.

El presupuesto ha ascendido a cerca de 190.000 euros y ha contado con una financiación al 90% del Gobierno de La Rioja. Este proyecto se enmarca en el Fondo de Cooperación Local en apoyo a todos los municipios de la comunidad, que cuenta con un presupuesto previsto de 16,2 millones de euros en 2017.

"La mejora de la vida en los pueblos es un objetivo prioritario del Gobierno de La Rioja. Es preciso continuar con este esfuerzo compartido para mejorar los servicios públicos, fomentar la economía y el empleo, así como el bienestar y la calidad de vida", ha reiterado José Ignacio Ceniceros.

Más detalles de las obras

Además de la sustitución del pavimento, que ha afectado a una superficie de unos 1.600 m2, se han limpiado los paramentos verticales en el acceso a la iglesia y frontón, que, en este caso, se ha terminado con un aplacado de piedra caliza en la pared de juego y en pintura el resto.

En la zona del Ayuntamiento y el acceso a la iglesia se han instalado barandillas, se han revestido los paramentos inferiores y se ha colocado una pérgola de madera y mobiliario urbano. Por último, se han instalado canaletas de hormigón para la recogida de aguas de lluvia y su conexión a la red general; se ha ejecutado una acometida de agua junto a la pared trasera de la iglesia y se han canalizado los cables del alumbrado público.