29 de agosto de 2017

Garnica 1Imagen en alta resolución. Este enlace se abrirá mediante lightbox, puede haber un cambio de contextoEl presidente del Gobierno de La Rioja, José Ignacio Ceniceros, ha destacado esta mañana "la proyección internacional y el crecimiento" de Garnica, que prevé realizar nuevas inversiones y aumentar su plantilla en más de 500 trabajadores en los próximos cinco años.

José Ignacio Ceniceros, que ha realizado estas declaraciones tras su visita a las instalaciones que la empresa posee en Fuenmayor recientemente ampliada, ha subrayado la capacidad de Garnica para convertir "un pequeño aserradero familiar ubicado en Baños de Rio Tobía en un referente mundial en la producción de tablero contrachapado proveniente de plantaciones sostenibles".

En este sentido, ha detallado que Garnica cuenta con más de 850 trabajadores en sus seis centros de trabajo ubicados en La Rioja, León y la población francesa de Samazan. Los tres centros riojanos, ubicados en Logroño, Baños de Río Tobía y Fuenmayor, ocupan al 54% de su plantilla total, lo que supone más de 470 empleados.

Nuevas inversiones

Garnica prevé invertir más de 10 millones de euros anuales en aumentar su producción de tablero y productos de valor añadido, en I+D+i y en prevención de riesgos laborales. Con estas inversiones, la compañía tiene el objetivo de llegar en cinco años a la cifra de 1.400 empleados.

En la planta de Fuenmayor las próximas actuaciones se centrarán en dos nuevas líneas, de perfilado y de impresión digital, y en la adquisición de una nueva prensa con las que incrementar su capacidad de producción.

Del mismo modo, las inversiones realizadas recientemente en la nueva línea de acabado, por un total de 3 millones de euros, se han centrado en aumentar la eficiencia y la calidad de dos de sus productos de valor añadido como son los tableros barnizados y pintados. Esta nueva actuación ha generado 20 nuevos empleos en la planta de Fuenmayor.

En 2017, la producción de la empresa se situará en torno a los 300.000 metros cúbicos de contrachapado y se prevén una ventas de 200 millones de euros. En torno al 65% del volumen total de tablero contrachapado producido por el grupo es fabricado en las plantas riojanas.

En cuanto a su capacidad exportadora, el grupo está presente en más de 40 países a los que vende el 93% de su producción. Sus principales mercados son Alemania, Francia, Reino Unido, Holanda y Estados Unidos, pero su objetivo es llegar a otros países europeos y del resto del mundo.

El Gobierno de La Rioja, a través de la ADER, ha apoyado la expansión de esta empresa en nuestra comunidad, a la que ha concedido 3,9 millones de euros en subvenciones por unas inversiones aprobadas de más de 28 millones de euros.

En la visita a la planta de Garnica en Fuenmayor, José Ignacio Ceniceros ha estado acompañado por la consejera de Desarrollo Económico e Innovación, Leonor González Menorca; el gerente de la ADER, Javier Ureña; el presidente y el director industrial de Garnica, Pedro Garnica y Bruno Martínez, respectivamente.