11 de agosto de 2014

Entrega de 9 nuevos carnés de artesanos a empresas y artesanos individuales de La Rioja

El director general de Innovación, Industria y Comercio, Julio Herreros, ha entregado esta mañana 9 nuevos carnés de artesanos a los profesionales que han logrado estar acreditados oficialmente como tales. Tres pertenecen al grupo de agroalimentario, concretamente al oficio de cerveceros y seis al de artístico y tradicional: ceramista, estuquista, restaurador de muebles, pintura decorativa y ebanista. Asimismo se han renovado 8 nuevos carnés.

Concretamente las actividades agroalimentarias se centran en elaborador de mermeladas, pastelería y conservas, mientras que las de artesanía artística corresponden a los oficios de productor de muebles y objetos de mimbre, junco, caña y otras fibras vegetales y cerero. Se ubican en las siguientes localidades: Logroño, Rincón de Soto, Quel, Tormantos y Arnedo.

Junto con el carné, estos profesionales reciben una placa identificativa que podrán exponer en sus talleres o centros de trabajo así como en las ferias a las que acudan.

Así, con los nuevos artesanos aprobados hoy y las renovaciones, La Rioja cuenta con 270 artesanos reconocidos, lo que supone 225 más que en 2007, año en el que había 45 artesanos. Esta acreditación garantiza y certifica que el producto y el proceso de creación son totalmente artesanales.

Concretamente, La Rioja cuenta en la actualidad con 175 carnés de artesanos individuales, 69 de empresa de artesanía y 26 artesanos honorarios. Estos artesanos se distribuyen en 140 artesanos artísticos y 130 del sector agroalimentario. Se ubican en 47 municipios de toda La Rioja.

Además, pertenecen a 59 oficios diferentes, tres más con las incorporaciones aprobadas hoy. El oficio más representado es el de pastelero (22), chacinero – charcutero (20) y elaborador de conservas vegetales (13), dentro del sector agroalimentario y de alfarero (20), alpargatero (18), de la artesanía artística. Esta calificación artesanal permite a sus titulares, ya sean artesanos o empresas artesanas, su acceso al Registro de Artesanía y su reconocimiento como tal.

Esta evolución pone de manifiesto la eficacia del Plan de Apoyo a la Artesanía de La Rioja como herramienta al servicio del desarrollo del sector. Este Plan apuesta por este sector como actividad económica que, incorporando valores como la tradición, cultura y el saber hacer, supone tanto un medio de cohesión social en el mundo rural, como un recurso turístico y cultural. En este sentido destaca también la incorporación al Consejo Riojano de Artesanía de los directores generales representantes de estos dos ámbitos, Cultura y Turismo.

El Plan de apoyo a la artesanía 2012-2015 hace especial hincapié en la integración de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) y en la diversificación de los canales de comercialización a través del comercio electrónico. El plan se articula en siete programas de actuación: promoción de la identidad de la artesanía riojana; fomento del asociacionismo; vinculación del turismo y la artesanía; formación; innovación, diseño y TIC; marketing y comercialización y ayudas específicas.