Desde el 1 de enero de 2016 ha entrado en vigor el nuevo régimen de potencial vitícola que regula, entre otras cuestiones, las nuevas plantaciones de viñedo, los arranques y la supresión de los derechos de plantación.

De acuerdo a lo establecido en el Decreto 86/2015, de 2 de octubre, la Consejería pone a su disposición un documento que aúna las diferentes regulaciones referentes al régimen jurídico del viñedo y del potencial vitícola.